La comisión parlamentaria sobre inmigración, con sabor «agridulce» por la ausencia de representantes del Estado

Santa Cruz De Tenerife (EFE).- La comisión que estudia la situación de la inmigración en Canarias ha concluido este viernes su dictamen en el Parlamento regional con «un cierto sabor agridulce», ante la incomparecencia en sus reuniones de representantes del Gobierno central, primera administración competente en este ámbito.

De esta manera se ha manifestado en declaraciones a EFE una de las diputadas participantes en dicho órgano parlamentario, la representante del grupo Nacionalista Canario Cristina Valido, quien ha precisado que el dictamen correspondiente ha contado con el voto a favor de todos los integrantes excepto el PP, que se abstuvo.

Ello se debe a que el grupo Popular quiere llevar parte de sus propuestas en este ámbito al debate correspondiente en el próximo pleno del Parlamento regional, en el que se expondrán las conclusiones completas de la comisión.

Cristina Valido ha valorado «las muchas aportaciones» recibidas a lo largo de las sesiones por parte de personas migrantes que, en primera persona, han contado su testimonio, así como el de organizaciones no gubernamentales que atienden «a pie de playa» y en los centros habilitados para su acogida.

También han pasado por la comisión miembros de los cuerpos de seguridad y de Salvamento Marítimo, que han contado como es el día a día de los rescates, pero además han participado expertos en derecho y colegios de abogados para conocer la realidad de los juzgados en la defensa de los derechos de las personas migrantes.

Asimismo han aportado su visión sobre este fenómeno miembros de ayuntamientos y de cabildos, en lo que supone «una panoplia de propuestas que debemos tomar muy en serio y que vamos a exigir que se pongan en marcha para atender a las personas migrantes», ha puntualizado Cristina Valido.

No obstante, ha destacado la parlamentaria nacionalista que, aunque hay «satisfacción» por las aportaciones recibidas y el análisis de una situación que es «muy compleja», también la comisión cierra sus trabajos con «un cierto sabor agridulce por la incomparecencia del Estado, por el que se ha esperado muchísimos meses».

«Entiendo que era fundamental en una cuestión como esta el poder haber contado con la aportación del Estado, que es la primera administración competente», ha subrayado la diputada autonómica. EFE