El zoo de Santillana realoja a los primates en peligro extinción tras inundarse

Torrelavega (Cantabria), 17 ene (EFE).- El Zoológico de Santillana del Mar (Cantabria) ha tenido que realojar a los primates que se encuentran en programas de conservación de especies en peligro de extinción en estas instalaciones, y a otras especies, por lo que permanecerá cerrado, ya que la lluvia ha inundado este zoo de 7 hectáreas.

Un grupo de renos permanece en las anegadas instalaciones del Zoo y Parque Cuaternario de Santillana del Mar (Cantabria), este martes. EFE/Pedro Puente Hoyos

Muchos de estos animales han sido trasladados a zonas de cuarentena, aunque los grandes primates, como los orangutanes de Sumatra, claves para garantizar la supervivencia de la especie y el único lugar de España donde pueden verse, siguen corriendo «grave peligro», según explica a EFE el director del zoo, José Ignacio Pardo de Santayana.

Ha indicado que el zoo está viviendo «uno de sus momentos más complicados» desde su inauguración hace 46 años, puesto que es la primera vez que se inundan las áreas de la granja, por lo que los animales han tenido que ser desalojados.

En las últimas 24 horas se han acumulado más de 150 litros de agua por metro cuadrado en las instalaciones del zoo, una inundación que ha llegado a sitios altos como el acuario o la zona de los primates de América de Sur.

Pardo de Santayana ha explicado que esa situación no se había producido hasta ahora a pesar de registrarse otros desbordamientos del arroyo que pasa por el terreno donde está el zoo.

Ha señalado que estas lluvias torrenciales, que ha registrado la zona de Santillana del Mar así como el resto de Cantabria, están provocando «daños costosos y duraderos» en las instalaciones del zoo, por lo que el personal «lleva trabajando sin descanso” desde esta madrugada para poner a salvo a sus animales y evitar el daño completo de sus instalaciones.

También ha indicado que se siente “muy desesperanzado» por lo que considera el «abandono» del cauce del río que atraviesa el zoo, una situación «que nadie intenta resolver».

El zoo permanecerá cerrado estos días por seguridad «ante una situación histórica» de inundaciones, a la espera de que las lluvias cesen y baje el nivel del agua para poder valorar los daños causados, ha adelantado Pardo de Santayana.