Y a la batería…Zamora


Zamora (EFE).- Puede considerarse la cenicienta de los instrumentos de bandas y grupos de música, ya que no tiene tantos adeptos como guitarras o teclados y, aunque parezca sencilla de tocar, algunos de sus ritmos sólo están al alcance de los mejores.

La batería se reivindica y encumbra este fin de semana en Zamora con la presencia de bateristas internacionales que marcan el camino a los nuevos percusionistas.

El batería Xavi Reija, durante su participación en el Alteisa Drumfest de Zamora. EFE/Mariam A. Montesinos


El Alteisa Drumfest de Zamora, que se enorgullece de ser el único festival específico de batería y percusión que no paró durante la pandemia de covid-19, celebra su sexta edición con un cartel de reputados bateristas que muestran los entresijos y las posibilidades de este instrumento musical imprescindible en cualquier grupo musical profesional.


El director del festival, Juanjo Fernández, asegura a Efe que un festival de este tipo, con presencia de bateristas «de primera línea» de Estados Unidos, Australia, Francia, Italia y España supone «un chute de adrenalina» para quienes comienzan a tocar las baquetas y los que tienen este instrumento musical como una afición y no como una profesión, que son el 90 por ciento de los asistentes al festival.


Ellos tienen la oportunidad de asistir a seminarios y clases magistrales que en algunos casos permiten escuchar solos de batería que, por su complejidad, únicamente están al alcance de los mejores.


«Seguramente en 50 años no serás capaz de hacer lo que ahora Camille, que con cada extremidad está tocando un ritmo diferente, eso se estudia una vida entera y es lo que te anima a seguir estudiando un instrumento y avanzar para ver hasta dónde puedes llegar», explica el director del Alteisa Drumfest.

Camille Bigeault, Daniele Chiantese…


Se refiere a Camille Bigeault, baterista francesa «capaz de moverse entre ostinatos y polirritmias como si fuese su hábitat natural» que ha ofrecido un seminario y este domingo cierra el cartel del festival.


Bigeault admite a Efe que resulta genial que haya iniciativas en paralelo como este festival que están destinadas al público en general y los estudiantes de este instrumento musical, que a ella misma le permite descubrir otros bateristas en el escenario.


Por su parte, el italiano Daniele Chiantese, que tiene un extenso currículum de colaboraciones como baterista en grupos de jazz y pop, participación en festivales especializados y es profesor del Saint Louis College of Music de Roma, detalla que en Zamora ha mostrado algunos de sus últimos proyectos y que su objetivo ha sido que el público se lo pasase bien y disfrutase.

Los asistentes también han tenido oportunidad de escuchar, entre la docena de artistas invitados, a españoles de la categoría del barcelonés Xavi Reija, que ha actuado entre otros con David Bustamante, o del alicantino Vicente Climent, que acompañado con las baquetas a cantantes como Joan Manuel Serrat, Andrés Calamaro, Miguel Ríos, Malú o Pedro Guerra.

El público ha podido incluso arrancarse con algunos ritmos en la exposición de baterías e instrumentos de percusión que se muestra con motivo del festival.

Los asistentes han tenido incluso la oportunidad de conocer un estudio neurocientífico de lo que hace el cerebro cuando se improvisa a la batería o de mejorar su higiene postural al tocar, en un seminario específico con consejos para evitar lumbalgias y lesiones de espalda.

Y para los amantes del rock la guinda del Alteisa Drumfest la ha puesto Manolo Cascales, con un tributo al batería de Led Zappelin, John Bonham. EFE

Por Alberto Ferreras

Edición web: Óscar R. Ventana