Planas contempla “posible modificación legal” para quema residuos vegetales

Lleida, 28 sep. (EFE).- El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha visitado hoy Lleida y ha anunciado que ya se está trabajando en una “posible modificación legal” de la nueva ley que prohíbe la quema de residuos vegetales con el fin de ofrecer una solución a los agricultores.

Según ha recordado ante los medios de comunicación Planas, ya existe una excepción en la misma ley que permite individualizar cada caso y poder pedir el permiso para la quema.

Aun así, el ministro ha asegurado que desde el Govern le han hecho llegar que el “exceso de expedientes” está colapsando las peticiones.

Más allá de esta posible reforma que permita llegar un acuerdo entre la legislación y las peticiones del sector, Planas ha puesto sobre la mesa la posibilidad de darle un nuevo enfoque y destino a estos residuos para así poder ajustarse a la nueva normativa y, a la vez, beneficiarse de la misma.

Concretamente, Planas ha propuesto como solución que los agricultores contemplen las nuevas orientaciones de los residuos leñosos, los cuales, se pueden enterrar como una “práctica compatible con el medio ambiente”.

De esta forma, además de evitar la crema o el traslado de los residuos para que se trituren, se podrían beneficiar de un “cobro suplementario” de la nueva Política Agraria Común (PAC), lo que supondría un cierre del problema y, al mismo tiempo, un beneficio económico.

Ya en términos generales, el ministro ha admitido que “estamos en una situación difícil y yo me siento al lado de los agricultores porque ahora es el momento para la solidaridad y el apoyo mutuo”.

Las consecuencias económicas de la guerra de Ucrania, las heladas del pasado mes de abril, las olas de calor y la falta de lluvia de los últimos meses han sido hechos sentenciadores para el conjunto del sector agroalimentario.

En este sentido, y con la intención de mostrar todo el trabajo que se está llevando a cabo desde el Gobierno, Planas ha destacado las ayudas extraordinarias aprobadas por más de 12 millones de euros para apoyar al sector de la fruta y “proteger el empleo”.

De esta cantidad, unos 6 millones de euros se destinarán a Cataluña y cada explotación frutícola podrá recibir hasta 200.000 euros.

En la misma línea, el ministro ha avanzado que el Gobierno aprobará un real decreto para facilitar el desarrollo de los programas operativos de las organizaciones de productores, que permitirá aumentar el porcentaje de ayuda comunitaria del 50 al 70 %, facilidades para la solicitud de la ayuda, anticipos y exenciones de determinadas obligaciones que no pueden cumplir por las caídas de producción debido a fenómenos como la sequía o las heladas.

Concretamente, en Cataluña existen unas 62 organizaciones productoras de frutas y hortalizas, que reciben en torno a los 21 millones de euros al año en ayudas para sus programas operativos.

El valor de la ley de la cadena alimentaria para que los productores puedan vender a un precio que cubra los costes de producción, el funcionamiento del seguro agrario con un total de 108 millones de euros en indemnizaciones en Cataluña en lo que va de año y la consolidación de la PAC han sido otros de los pilares que el ministro considera como principales para sobrellevar y paliar los efectos de la crisis actual que padece el sector.

Asimismo, ha destacado las ayudas específicas para el sector lácteo, el cárnico y el cítrico.

Por último, ha abogado por invertir en que las explotaciones frutícolas y ganaderas sean lo más rentables posible, ya que “la clave del relevo generacional se llama rentabilidad”.

Finalmente, y preguntado por el anuncio del presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, sobre la rebaja fiscal, Planas considera que el contexto actual empuja a que “quien más tiene, tiene que aportar más y quien menos tiene, tiene que ser apoyado”.

Aun así, el ministro ha asegurado que no se trata de “crear competiciones entre comunidades autónomas”, sino que “creemos que la lucha por la desigualdad se conseguirá en una sociedad donde cada uno aporte en función de sus posibilidades y contribuya a la solución de los problemas del conjunto”. EFE

1011703

cll/rq