Volkswagen baraja retirar la gigafactoría de baterías de Sagunto y la Generalitat trabaja para impedirlo

Barcelona (EFE).- El Grupo Volkswagen baraja retirar el proyecto de construcción de la gigafactoría de baterías de Sagunto (Valencia), que implica una inversión de 3.000 millones de euros, ante las dudas sobre el volumen de inversión que puedan recibir del Perte del vehículo eléctrico.

El miembro del consejo de supervisión del Grupo Volkswagen y presidente del comité de empresa de Seat, Matías Carnero, ha confirmado a EFE que la posibilidad de que el consorcio alemán se eche atrás «está sobre la mesa», tal y como ha avanzado este jueves La Tribuna de la Automoción.

Dudas sobre la factoría

El grupo alemán, al que pertenece Seat, tiene dudas sobre si seguir adelante con el proyecto ante la reducida inyección de fondos públicos, procedentes del Perte, que creen que se les asignará.

El president de la Generalitat, Ximo Puig (centro), posa junto a Sebastian Wolf (izda), jefe de operaciones de Power Co, y Alfonso Sancha, vicepresidente de compras de SEAT,tras la firma del convenio de colaboración para el desarrollo de la planta de baterías de Sagunto. EFE/Ana Escobar/Archivo

«Hay nervios y la incertidumbre es total», ha apuntado Carnero, quien ha expresado su preocupación por «la falta de concreción» del PERTE VEC, por lo que ve capaz al consorcio alemán de retirar por completo sus planes de ubicar en Sagunto una de sus fábricas de baterías para vehículos eléctricos si la ayuda que recibe del Estado es «ínfima».
El Grupo Volkswagen consideraría inaceptable, según el dirigente sindical, una cifra de entorno a los 300 o 380 millones de euros, que es la que se está barajando y que está muy alejada de los 700 u 800 millones de euros que el consorcio había llegado a solicitar de manera más o menos explícita.
Por su parte, Seat se ha limitado a subrayar que «la industria española del automóvil necesita una urgente y favorable resolución del PERTE, alineada con las inversiones que plantean realizar todas las compañías, para acelerar el proceso de transformación del sector en toda su cadena de valor».

Decidirán cuando se publique el PERTE


«Una vez se publique la resolución final del PERTE, Seat y el Grupo Volkswagen, con los 60 socios de Future Fast Forward, analizarán esta resolución y tomarán una decisión sobre los diferentes proyectos», ha afirmado.
El consorcio y estas 60 empresas, ha subrayado, quieren movilizar 10.000 millones de euros para electrificar la industria del automóvil en España y «convertir el país en un hub de la movilidad eléctrica en Europa».
Esta inversión, ha recordado, sería la mayor de la historia en la industria de España, y está vinculada al PERTE del vehículo eléctrico y conectado.
Tanto el consorcio alemán como Seat llevan tiempo reclamando al Gobierno una resolución urgente del PERTE VEC para poder empezar a levantar la gigafactoría, que suministrará baterías a los futuros vehículos eléctricos que se fabriquen en Martorell (Barcelona) y en Landaben (Pamplona) a partir de 2025.
Volkswagen tenía previsto iniciar la producción de baterías en Sagunto en el año 2026 y la planta daría trabajo a unas 3.000 personas.
El pasado mes de agosto, otro gigante automovilístico con plantas en España, Ford, renunció a las ayudas del programa PERTE VEC, tras actualizar sus planes de producción para Europa.

La Generalitat está trabajando «de forma incesante e incansable» para que el proyecto de construcción de la gigafactoría de baterías de Volkswagen en Sagunto (Valencia) se ejecute como estaba previsto.

EFE

Edición web: Adolfo Ibarra