Plensa canta al poeta en una muestra retrospectiva de “amor a las palabras”

València (EFE).- Como un «canto al poeta», al que considera «el alma de la sociedad», el escultor Jaume Plensa ha presentado este jueves en València ‘Poesía del silencio’, una muestra de «amor a las palabras» en la que rinde homenaje a las letras de Vicent Andrés Estellés o Shakespeare y llama a la «revolución» de «hablar de nosotros mismos».

La exposición, que se puede visitar del 25 de noviembre al 19 de marzo de 2023 en la Fundación Bancaja, recoge obras en las que Plensa ha tratado de «liberar a las palabras de su prisión blanca» y trasladarlas a la escultura, y muestra asimismo obras creadas durante la pandemia que hasta ahora no se habían expuesto.

«Lo que se muestra es un fragmento de mi vida, una posibilidad de mí», ha destacado Plensa durante la rueda de prensa de presentación, y ha celebrado que esta muestra haya sido, incluso para él mismo, «un descubrimiento» tras una trayectoria de 40 años: «Hay piezas que hemos rescatado de almacenes de no sé dónde ya».

Son piezas, además, «muy viajeras», como ‘White Nomad’, una figura humana de cuatro metros de altura creada a partir de letras de diferentes alfabetos que da la bienvenida en el exterior del centro, y que estaba expuesta en Yorkshire.

El escultor Jaume Plensa presenta la exposición "Poesía del silencio", que aborda la influencia de la literatura y las letras en su producción artística, con T.S. Eliot, Shakespeare, Dante, Goethe o Vicent Andrés Estellés como fuente de inspiración, y con la presentación por primera vez de algunas esculturas creadas durante el confinamiento. EFE/ Ana Escobar
El escultor Jaume Plensa presenta la exposición «Poesía del silencio», que aborda la influencia de la literatura y las letras en su producción artística. EFE/ Ana Escobar

La muestra ‘Poesía del silencio’

En el vestíbulo, recibe a los visitantes una mano de acero también hecha de palabras, que, con el nombre ‘Together’, fue expuesta en la Bienal de Venecia de 2015.

En las puertas de la muestra, ‘Sitting Tattoo XI’ es una estatua humana recubierta de palabras del tarot, que representa las palabras que «todos llevamos tatuadas» y asimismo la «contradicción entre el cuerpo y el alma, que no está quieta, que cambia de colores y de estados de ánimo».

Ya en el interior, tras atravesar unas cortinas hechas con letras que recogen un poema del ‘Cantar de los cantares’, la primera parte de la exposición recoge la obra de pequeño formato de Plensa, entre ellas la figura de un pene que el artista ideó en un momento de «enfado con Freud», cuya teoría sobre el psicoanálisis considera «horrorosamente despreciable».

En esta sala, dedicada al silencio, también ha expuesto unos gongs con palabras inscritas y la obra ‘Rui Rui’s Words’, una cabeza femenina que se lleva la mano a la boca para pedir silencio, concebido como «un silencio poético, no de no dejar hablar».

«Vivimos en un ruido mediático enorme de mensajes importantes, pero también de otros que no son útiles», ha lamentado el escultor, para quien «nadie nos habla de nosotros mismos» y a nosotros «nos parece que siempre hay alguien que tiene algo más importante que decir».

Por ello, ha llamado a la «revolución» de hablar desde la individualidad y a «escuchar el sonido de nuestro propio cuerpo», algo que Plensa pudo hacer durante la pandemia, en la que dio forma a tres obras de pequeño formato, ‘2020’, ‘Utopia’ y ‘Cry’, que representan con letras estas palabras.

El escultor Jaume Plensa presenta la exposición "Poesía del silencio", que aborda la influencia de la literatura y las letras en su producción artística, con T.S. Eliot, Shakespeare, Dante, Goethe o Vicent Andrés Estellés como fuente de inspiración, y con la presentación por primera vez de algunas esculturas creadas durante el confinamiento. EFE/ Ana Escobar
La exposición «Poesía del silencio» supone la presentación por primera vez de algunas esculturas creadas durante el confinamiento. EFE/ Ana Escobar

Shakespeare y «bebérselo todo» con Estellés

La muestra también incluye obra en papel de Jaume Plensa relacionada con la literatura, como los dibujos que realizó para ilustrar el libro ‘Teatro completo de William Shakespeare’, retratos de personas con palabras sobreimpresas como ‘War’, ‘Desire’, ‘Night’ o ‘Land’.

El escritor británico, de quien ha destacado «la escena en la que Macbeth se da cuenta de que no ha matado a un rey sino a la posibilidad de dormir», es una de las mayores influencias de Plensa, una de sus «cuatro patas de la mesa», que se completan con Charles Baudelaire, Dante Alighieri y William Blake.

«Pero sobre esa mesa he ido construyendo otra, que incluye otros nombres», ha explicado el escultor, que ha recordado, por ejemplo, a «Goethe cuando imagina a Fausto» o a William Carlos Williams, a quien ha reivindicado como el primer poeta al que vio reir en la portada de un libro.

Pero, sobre todo, ha destacado la figura de Vicent Andrés Estellés, de quien ha recordado los versos «No t’han parit per a dormir:/ et pariren per a vetlar/ en la llarga nit del teu poble («No te han parido para dormir:/ te parieron para velar/ en la larga noche de tu pueblo»).

Para Plensa, el poeta valenciano es ejemplo de «un sentido no solo estético sino ético del arte» que, a su juicio, «se ha perdido un poco en los últimos años» y ha recordado especialmente una visita de dos días que le hizo en València: «Me recibió, nos fumamos y nos bebimos todo lo que encontramos, paseamos por la Malvarrosa y entendí que era un poeta extraordinario».

YouTube player

«Plensa en estado puro»

Por su parte, el presidente de la Fundación Bancaja, Rafael Alcón, ha considerado que la muestra recoge obras de un «Plensa en estado puro» y que incluye esculturas que «muestran dualidades y evocan al mismo tiempo lo grande y lo pequeño, lo intelectual y lo humano».

La exposición está comisariada por Javier Molins, quien ha destacado el «mundo interior del artista, alimentado también por las lecturas»: «Hace una apuesta por la letra como objeto escultórico».

«Le he dado más importancia a crecer como persona que a crecer como artista», ha reivindicado Jaume Plensa, para quien uno de los ejes centrales del arte es «la palabra, que tiene esa fuerza enorme de existir aunque no sea pronunciada».