Rus afronta «tranquilo» y con «ganas de hablar» el primer juicio de Imelsa

València (EFE).- El expresidente de la Diputación de Valencia Alfonso Rus ha dicho estar «muy tranquilo» y con «ganas de hablar» en el juicio que empieza este lunes relativo al caso Imelsa, en el marco del que se ha considerado inocente «siempre».

Rus ha hecho estas declaraciones a su llegada a los juzgados de València, donde afronta desde este lunes el primero de los juicios por las diferentes piezas de esta macrocausa en la que se encuentra procesado y en la que el fiscal reclama para él una condena de 12 años de prisión por pertenencia a organización criminal, malversación, prevaricación y falsedad.

«Tener que venir aquí es complicado», ha reconocido el exdirigente del PP, que ha añadido: «Tengo ganas de hablar, que no he hablado» y ha lamentado haber pasado «siete años sin hablar».

«No me dejan hablar», ha censurado, y ha lamentado que «los abogados» le dicen «que no hable, que no hable».

Sobre si declarará durante la primera jornada del juicio, ha afirmado que «tenía que declarar», pero ha dicho desconocer «cómo va» el proceso.