Torres se congratula que El Pino se celebre de nuevo con miles de peregrinos

Teror (Gran Canaria), 8 sep (EFE).- Miles de peregrinos de todos los puntos de Gran Canaria han acudido a Teror con motivo de la festividad de la Virgen del Pino, ya sin restricciones por la covid-19, por lo que las fiestas de la patrona de la isla se han vuelto a celebrar «como siempre».

El presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha destacado en declaraciones a los periodistas precisamente la normalidad que se ha podido recuperar en estas fiestas, «como siempre, con un día soleado y muchísimos feligreses».

Torres ha señalado que la «normalidad (por la covid-19) es cada vez más definitiva» y ha remarcado la ausencia de mascarillas, lo que permite ver la expresión de alegría en los rostros, «antes escondidos por miedo» a la pandemia, cuyo sufrimiento que ha generado también ha recordado.

Los peregrinos, que desde ayer han acudido a Teror, lo hacen para agradecer y pedir, ha señalado Torres, quien ha añadido que «todos» coincidirán en rogar a la Virgen del Pino que acabe cuanto antes la «injusta y bárbara» invasión de Ucrania por parte de Rusia y se normalice el orden internacional.

En cuanto a los agradecimientos, Torres ha reseñado el hecho de que no se hayan producido daños personales por la erupción del volcán de La Palma.

Precisamente, ha recordado que mañana la reina Letizia y la ministra de Educación, Pilar Alegría, inaugurarán en La Palma el nuevo curso escolar, una elección «indicada por lo que ha sufrido la isla».

Torres ha rememorado sus visitas a los centros educativos durante la erupción del volcán y las medidas que se adoptaron para que los alumnos que en el curso que ha concluido se enfrentaban a las pruebas de la EBAU tuviera en tratamiento específico, como así se lo pidieron, así como el esfuerzo de los maestros y de los niños por seguir asistiendo a clases pese a haber perdido sus casas.

Fue un «ejemplo de amor a la docencia» por parte de los maestros y de «optimismo, fortaleza y resistencia» en el caso de los niños, que pese a todo «sonreían».

El presidente del Gobierno, en representación del rey, ha asistido al tradicional desfile militar en honor a la Virgen, así como a la misa oficiada por el obispo, José Mazuelos, y posterior procesión que ha recorrido las calles más céntricas de Teror y que ha su paso ha recibido una lluvia de pétalos de rosas, antes de regresar la imagen a la basílica.

La afluencia de peregrinos a Teror ha sido constante desde ayer, según han señalado a Efe fuentes municipales, que han resaltado la ausencia de incidentes graves, tanto en la romería y ofrenda a la Virgen como en la verbena de anoche, que concentraron a más de 20.000 personas en el municipio.

El alcalde de Teror, Sergio Nuéz, que este jueves ha recibido en el Ayuntamiento a las autoridades que han acudido a la festividad del Pino, ha manifestado su satisfacción por la recuperación de las fiestas y por ver que la «devoción por la patrona de la isla no se pierde»..