84-92. Unicaja se lleva el duelo andaluz en la final de consolación de Lisboa

Redacción deportes, 4 sep (EFE).- El Unicaja ganó este domingo el duelo andaluz ante el Coosur Real Betis (84-92) en la final de consolación del II Trofeo Internacional de Lisboa, en un partido en el que los malagueños no notaron la ausencia de sus cuatro internacionales que están en el Eurobasket y tiraron del talento de los jóvenes Álvaro Fernández Mena y Mario Saint-Supéry.

Los cajistas impusieron su mayor rodaje a estas alturas de la pretemporada para superar los mejores minutos del equipo bético en el ecuador del último cuarto. Así, los 19 puntos anotados para los verdiblancos por el estadounidense Shannon Evans cayeron en saco roto frente a los 19 también logrados por el bosnio Nihad Dedovic para el Unicaja.

Como ocurrió en la semifinal perdida ante el Benfica, la puesta en escena del Betis fue bastante deficiente, lo que aprovechó el conjunto dirigido por Ibon Navarro para poner en el luminoso un elocuente 2-10 gracias a los puntos de Osetkowski y Barreiro.

Tuvieron que aparecer Kurucs y Hill para que los malagueños perdieran parte de la ventaja adquirida (14-15 y 16-17), aunque la recuperaron al final del primer cuarto (22-28, m.10) con los aciertos de Mena y Thomas.

El joven Mena mantenía por delante a un Unicaja que apostaba por su cantera para conservar su renta en el segundo acto (24-30 y 26-35), lo que, unido a la calidad de Osetkowski y Kalonoski, le sirvió para irse al descanso con 10 puntos de diferencia (37-47).

En la reanudación, intercambio de canastas y la misma ventaja para los de Ibon Navarro (43-53), a pesar de que Evans no paraba de perforar el aro del Unicaja. Sí surtieron un mayor efecto para los sevillanos los triples del base estadounidense BJ Johnson, que metieron a su equipo en el partido por primera vez en mucho tiempo (58-55).

Tras acabar el tercer parcial con empate a 60, el conjunto entrenado por Luis Casimiro encaró la recta final con un marcador que le acercaba al triunfo (72-69). Sin embargo, dos malos minutos en tareas de intendencia y el acierto de Carter devolvieron la iniciativa al Unicaja cuando mejor lo hacía el Coosur Betis (72-75).

Además, esta ventaja, en la fase más decisiva, para los malagueños la acentuaron Osetkowski y Saint-Supéry (80-86), a la par que el base estadounidense Tyson Carter, desde el tiro libre, acabó por sellar la victoria de un Unicaja (84-92) que pudo con un Betis aún en fase de construcción y con mucho trabajo por delante.

- Ficha técnica:

Ficha técnica:

84 - Coosur Real Betis (22+15+23+24): Evans (19), Bertans (5), B. J. Johnson (15), Báez (2), Menzies (2) -quinteto inicial-, Kurucs (8), Urtasun (-), Hill (11), Almazán (9), Sylla (10) y Pozas (3).

92 - Unicaja (28+19+13+32): Dedovic (4), Kalinoski (11), Barreiro (6), Thomas (6), Osetkwoski (19) -quinteto inicial-, Badji (-), Carter (16), Saint-Supéry (2), Mena (12), Vicente (-) y Kravish (16).

Árbitros: Gouveia, Cunha y Pereira. Eliminaron al cajista Dedovic (m.34) por cinco faltas personales.

Incidencias: Partido por el tercer y cuarto puestos del II Torneo Internacional de Lisboa, disputado en el Pavilhao Fidelidade de la capital lusa.