Ancelotti cambia el plan

Madrid, 11 ago (EFE).- Se suele decir que nunca es tarde para cambiar, y el italiano Carlo Ancelotti se lo ha tomado al pie de la letra. Con 63 años puede estar viviendo el mejor momento de su carrera como entrenador. En un año ‘reflotó’ al Real Madrid hasta ganar cuatro títulos y anunció rotaciones para seguir luchando por todo.

«Es un señor del fútbol. Me sorprende que un señor de 62 años -tiene 63- siga queriendo crecer y parece un niño con sus ganas de vencer. Con su experiencia nos aporta muchas cosas, se merece los títulos porque es una gran persona primero y luego un gran entrenador. Su ilusión por vencer es lo que más me ha sorprendido».

Estas fueron palabras del brasileño Carlos Henrique Casemiro tras ganar la Supercopa de Europa el pasado miércoles en Helsinki (Finlandia), de la que salió como mejor jugador, hacia su entrenador y que reflejan perfectamente por el momento que pasa el Real Madrid.

Hace casi un año, el 14 de agosto de 2021, arrancó oficialmente el segundo proyecto de Ancelotti al frente del conjunto blanco. Lo hacía tras una temporada sin títulos y con un culebrón Kylian Mbappé en auge que, finalmente, no tuvo final feliz para los madridistas ni ese verano ni este, ya que al atacante acabó renovando con el París Saint-Germain.

Y el italiano, con su gran gestión de vestuario y rodeándose de gente de talla mundial como han demostrado ser su hijo Davide y Antonio Pintus, pasó de la desilusión a la ilusión desmedida en un año.

La Supercopa de España cayó del lado del Real Madrid, LaLiga Santander la ganó con enorme autoridad y ‘Carletto’ formará parte siempre de la leyenda del conjunto blanco al liderar desde el banquillo las tres remontadas para la historia del equipo en la pasada Liga de Campeones que acabaron ganando en París frente al Liverpool (1-0). Un año que se culminó con la Supercopa de Europa.

«Hace un año nadie tenía esta seguridad para ver un equipo así. El año pasado el equipo creció mucho y mejoró. Está claro que se puede mejorar más, pero en un año hemos hecho dado muchos pasos adelante», dijo en rueda de prensa tras lograr el que es su vigesimotercer título como técnico.

Pero quiere más, como exige el Real Madrid, y para ello Ancelotti, trasparente ante los medios en gran número de ocasiones en lo que a sus planes se refiere, anunció que ya para el primer partido de LaLiga Santander, este domingo en casa del Almería (22:00 horas CEST, -2 GMT), prepara rotaciones.

Un plan que no ha sido por el que ha optado, y ni mucho menos a principio de la temporada, en su primera etapa en el Real Madrid y en la pasada campaña. Es más, en 2015 se le achacó la ausencia de estas como responsables de que el equipo bajara en picado su rendimiento y en mitad de la 2021-2022 también fue motivo de debate.

Sin embargo, parece que este no existirá esta temporada, única hasta la fecha al disputarse el Mundial en invierno, del 20 de noviembre al 18 de diciembre, y confía en que estas no tengan un efecto negativo en la plantilla, a la que ensalzó tras la Supercopa.

«Sin duda es el vestuario más sano que he tenido. Es un placer verlos entrenar, la complicidad que hay entre todos. Los partidos buenos y las victorias ayudan a tener el vestuario sano, sobre todo la inteligencia de los jugadores», manifestó.

La complicidad entre plantilla y cuerpo técnico es total; se ve en cada gesto y al mínimo atisbo de polémica aparece la figura de Ancelotti como apaciguador. Tras sus estancias en Nápoles y Everton, ‘Carletto’ ha resurgido de la mano de su Real Madrid al que ha llevado de vuelta a la gloria.

Óscar Maya Belchí