Evenepoel golpea fuerte y los españoles ilusionan

Les Praeres/Nava (Asturias), 28 ago (EFE).- Remco Evenepoel (Quick-Step Alpha Vinyl Team), líder de la vuelta, se sintió «emocionado» por una nueva exhibición que le permitió alejar a los rivales de la general «con una ventaja que no esperaba antes de la contrarreloj», concretamente de 1.12 sobre el español Enric Mas y de 1.53 respecto al esloveno Primoz Roglic.

El ciclista belga Remco Evenepoel, líder de la Vuelta, en el podio tras la novena etapa de La Vuelta Ciclista a España, disputada entre las localidades asturianas de Villaviciosa y Les Praeres, Nava (171,4 km.). EFE/Javier Lizón

«Ya he pasado por muchas cosas en mi vida y esto es por lo que sigo luchando y sufriendo. Todo lo que superé hace dos años me ha hecho una nueva persona. No esperaba llegar a la contrarreloj con esta ventaja. Estoy muy emocionado. No tengo palabras para mis compañeros, se merecen varios días de descanso. Este es el mejor equipo del mundo, de verdad”, dijo el maillot rojo de la Vuelta en la cima de Les Praeres.

El ciclista belga Remco Evenepoel, líder de la Vuelta, en el podio tras la novena etapa de La Vuelta Ciclista a España, disputada entre las localidades asturianas de Villaviciosa y Les Praeres, Nava (171,4 km.). EFE/Javier Lizón

Una jornada de montaña que estuvo controlada una vez más por el Quick Step, cuyo trabajo se desplegó sobre todo para el ataque de Evenepoel en el momento clave, la subida a Les Praeres.

“Teníamos el plan de dejar ir a la escapada, por lo que no habría bonificaciones en juego en caso de perder tiempo. Creo que el equipo lo ha hecho perfecto, a pesar de la mala noticia por la mañana de la baja de Pieter Serry por un test positivo. Hemos tomado la responsabilidad como unos caballeros y nos hemos comunicado muy bien entre nosotros», explicó.

Evenepoel admitió que a él también le dolieron las piernas en la subida, pero no fue un problema para pasar al ataque a 3 km de la línea.

«Siendo sincero, me sentía muy cansado, pero cuando te duelen las piernas, al resto también. En una subida como esta, se trata de potencia y nada más, no sirve de nada ir a rueda porque es demasiado empinado. Cuando me dijeron que le sacaba un minuto a todo el mundo me dio mucha motivación, ni te lo puedes imaginar», concluyó.