Jugador probado y de rotación, el retrato robot de los 6 españoles en la NBA

Nacho García |

Miami (EE.UU.) (EFE).- Comienza una temporada 2022/2023 en la NBA con seis jugadores en representación del baloncesto español, Juancho y Willy Hernangómez, Serge Ibaka, Ricky Rubio, Usman Garuba y Santi Aldama, todos ellos con un rol similar, ninguno de ellos titular, pero siendo parte importante de la rotación del equipo.

El recuerdo reciente del oro en el último Eurobasket acompaña a tres de ellos: los hermanos Hernangómez y Usman Garuba, pero esto no les garantiza ni minutos ni protagonismo. Los tres están acostumbrados a sudar y ganarse cada minuto que están en pista.

Juancho, cuatro equipos en un año

Juancho Hernangómez estrena equipo y en Toronto buscará estabilidad y oportunidades en su séptima temporada en la NBA, tras el que probablemente haya sido el peor año de su trayectoria con tres equipos (Celtics, Spurs y Jazz) que apenas confiaron en él y fue constantemente ‘carne de traspaso’.

Será importante cómo administre el cambio de rol, de súper estrella de la selección campeona de Europa a jugador de rotación que deberá ganarse un puesto en un proyecto consolidado. La pretemporada ha sido buena jugando unos diez minutos por partido y sumando tanto en anotación como en rebote.

Juancho Hernangómez en la NBA
Juancho Hernangómez, en una imagen de archivo. EFE/ George Frey

Nick Nurse habla positivamente de él y de su integración en el equipo, y es que otro de sus retos debe ser adaptarse a un estilo de juego en el que los cinco jugadores en cancha son capaces de hacer de todo.

Willy, el MVP no le dará más minutos

Su hermano, Willy Hernangómez, sabe que el galardón de MVP del último Eurobasket no le servirá para comenzar en ninguna posición aventajada. Como cada año en el que ha jugado en Pelicans deberá pelear por un puesto en la rotación, con la ventaja de ser ya su tercera temporada a la orilla del río Mississippi.

El técnico Willie Green le venderá muy caros los minutos en el juego interior con Jonas Valanciunas partiendo como titular y un Zion Williamson que promedia casi treinta minutos por partido.

Probablemente también Larry Nance Jr. parte por delante del pívot madrileño. La lesión de hombro de Jaxson Hayes le tendrá de baja por tiempo indefinido y serán minutos de más para Hernangómez.

La pretemporada ha servido para convencer ya a muchos críticos, dentro y fuera del equipo, con partidos muy completos, promediando más de 15 minutos en pista, más de 10 puntos anotados y fajándose bajo los aros como siempre.

A final de temporada la franquicia tiene la opción unilateral de renovar por un año su contrato o cortarle, será una motivación más para el ex del Real Madrid.

Willy en un partido de la NBA
Willy Hernangómez, en una imagen de archivo. EFE/EPA/John Mabanglo

Ricky Rubio, volver en buena compañía

Ricky Rubio todavía está a unos meses de poder reaparecer con los Cavaliers, tras haber sido traspasado antes del cierre de mercado y en plena recuperación, su condición de agente libre le abrió de nuevo las puertas de Cleveland, un equipo en el que ha manifestado muchas veces que se encuentra muy feliz.

Durante la pretemporada ya se le ha podido ver, pero sin participar, en los entrenamientos del equipo, también haciendo trabajo extra en cancha. Se espera su regreso para el mes de diciembre tras casi un año fuera de la pista.

Duodécima temporada en la NBA para volver a cumplir con el mismo rol que en el pasado curso, el de veterano y mentor en un grupo con tanto talento joven. Jugará partiendo desde el banquillo para sumar minutos de calidad en la rotación y con la posibilidad de estar presente en la cancha en minutos importantes.

El año de Santi Aldama

Esta temporada 2022/2023 se antoja como la de la explosión de Santi Aldama como jugador de relevancia en Memphis Grizzlies. La lesión de Jaren Jackson Jr. deja una vacante en el quinteto titular para la que Taylor Jenkins considera muy seriamente al jugador canario en el inicio de la competición.

Aldama, en un partido de la NBA
Santi Aldama (d), en un partido de la NBA. EFE/ Karen Pulfer Focht

La pasada campaña se caracterizó por la gran carga de trabajo y no tanta recompensa en pista, aunque en muchos partidos Aldama demostró que tiene nivel para aportar calidad en un equipo tan competitivo como los Grizzlies.

Pese a ello alternó el FedEx Forum con el equipo de la G-League y lo complementó con un verano de mucho trabajo.

Parece que le llega la oportunidad y la está aprovechando en cada encuentro de pretemporada, promediando dobles dígitos en anotación y compenetrándose muy bien con Ja Morant, Desmond Bane, Dillon Brooks y Steven Adams.

Garuba, en un equipo de veinteañeros

Segunda temporada también para Usman Garuba en Houston Rockets, con el deseo de tener más suerte con las lesiones y más oportunidades desde la posición de un Stephen Silas que maneja la tercera plantilla más joven de toda la NBA.

Con el objetivo de seguir progresando y responder cuando le necesiten, la experiencia como jugador importante de rotación en la España campeona de Europa debe servirle también para poder cumplir este rol en la franquicia tejana.

Podrá sumar y aportar de cuatro o de cinco a un juego interior con jugadores jóvenes de muchísima proyección como el pick 17 del último draft, Tari Eason, o también veteranos como Boban Marjanovic y Willie Cauley-Stein.

Ibaka, el escudero de Antetokounmpo

Serge Ibaka afronta una temporada en la que espera que su espalda le permita tener continuidad, no la tuvo en Clippers tras recuperarse y al llegar a Milwaukee Bucks lo hizo a un grupo ya hecho.

Tras lo visto en pretemporada, ha recibido la confianza de Budenholzer y tiene por delante una oportunidad de sumar minutos de calidad con su físico y experiencia, en un equipo candidato al anillo.

Junto a Brook López y Bobby Portis deberían formar un juego interior de garantías para complementar el juego de Giannis Antetokounmpo.

Edición web: Nuria Santesteban