Loeb suma y sigue; supera a Moraes pero sin inquietar a Al-Attiyah en el Dakar 2023

Redacción Deportes (EFE).- El francés Sébastien Loeb (Prodrive) sigue sumando victorias de etapa en el Dakar 2023 y ya son seis, con la de este viernes, cinco de ellas de manera consecutiva, una racha sensacional, con la que ha protagonizado una gran remontada en la clasificación.

El nueve veces campeón del mundo de rallies ya es segundo en la general tras haber superado al brasileño Lucas Moraes (Toyota), pero no inquieta al líder, el catarí Nasser Al-Attiyah (Toyota).

Loeb se presentó en esta edición, la séptima que disputa, con 16 victorias de etapa, un palmarés al que ya ha añadido otra media docena de triunfos parciales. Ha batido su mejor marca en un Dakar, los 5 triunfos que logró en 2017 y que entonces, como puede pasar ahora, solo le sirvieron para ser subcampeón.

El la duodécima etapa, con final en Shaybah (Arabia Saudí), los pilotos completaron el maratón de dos jornadas, sin asistencia intermedia, en el Rub al-Jali, el ‘Empty Quarter’ (cuadrante vacío), el inhóspito desierto de Arabia.

En la segunda entrega, tuvieron 191 kilómetros de enlace y 185 cronometrados, la mayor parte de ellos por lagos secos, aunque también dunas y arena.

Loeb se ha habituado a ganar etapas y abrir pista. Después de cuatro victorias consecutivas, buscó la quinta el francés y con ese objetivo lideró el primer parcial con autoridad.

Loeb suma y sigue; supera a Moraes pero sin inquietar a Al-Attiyah en el Dakar 2023
El conductor francés Sebastien Loeb. EFE/EPA/Leon Hansen


En los 42 kilómetros iniciales, el alsaciano le metió 55 segundos a Al-Attiyah, un minuto exacto al sueco Mattias Ekstrom, el único superviviente de Audi en el Dakar 2023, y cerca de dos al francés Guerlain Chicherit (Prodrive).

El ritmo de carrera del campeón del mundo de rallies está muy por encima del resto en esta segunda semana de Dakar tras haber dilapidado sus opciones de conquistar el Touareg en los primeros días del raid.

Al paso por el kilómetro 87, le sacaba 1:46 a Al-Attiyah y 1:55 a Ekstrom. El brasileño Lucas Moraes cedía ya 5:26 a esas alturas de la cronometrada y su segundo puesto en la general empezaba a tambalearse.

Con Loeb intratable, Ekstrom adelantó en la tabla de tiempos a Al-Attiyah después de 128 kilómetros, aunque por solo nueve segundos. El Prodrive dominaba la especial con 2:25 sobre el nórdico y tenía a Moraes a 6:49 en la etapa. En ese momento, en la general, la diferencia estaba ya en menos de tres minutos a favor del sudamericano.

El francés no apartó el pie del acelerador y Al-Attiyah controló. En el último control intermedio, Ekstrom pasó a 2:42 y el líder de la general, a 3:03. Moraes cedía 7:47. La ventaja del brasileño, a punto de agotarse.

Loeb volvió a completar otra etapa abriendo pista de principio a fin. La cerró en 1h56:21, con 3:19 (otro medio minuto en el último tramo) sobre Ekstrom, 3:31 respecto a Al-Attiyah y 11:38 sobre el brasileño, que perdió la segunda plaza de la general.
A falta de dos etapas, el catarí tiene su quinto Dakar en el bolsillo, con 1h27:10 sobre Loeb y 1h29:11 respecto a Moraes.

Victoria para el chileno Nacho Cornejo y liderato para Price

El chileno Nacho Cornejo (Honda) estrenó su casillero de victorias en el Dakar 2023 al anotarse la duodécima etapa, con final en Shaybah (Arabia Saudí), una jornada que aupó al liderato al australiano Toby Price (KTM), aunque con solo 28 segundos de renta respecto al estadounidense Skyler Howes (Husqvarna).

Cornejo logró el sexto triunfo parcial de su carrera deportiva en el Dakar, todas ellas en sus cuatro últimas participaciones en el raid.

Loeb suma y sigue; supera a Moraes pero sin inquietar a Al-Attiyah en el Dakar 2023
Jose Ignacio Cornejo. EFE/EPA/Andrew Eaton


Los pilotos completaron el maratón de dos etapas en el Rub al-Jali, el ‘Empty Quarter’ (cuadrante vacío), un inhóspito desierto de Arabia donde en la segunda entrega tuvieron 191 kilómetros de enlace y 185 cronometrados, la mayor parte de ellos por lagos secos.

El argentino Luciano Benavides (Husqvarna) abrió pista tras su tercer triunfo de etapa en este Dakar, el de la primera jornada del ‘Empty Quarter’, y, tras él, los australianos Daniel Sanders (GasGas) y Price.

Solo 28 segundos separaban en la clasificación general a Price de Howes, que salía inmediatamente tras él en la etapa. El australiano, que iba a sumar bonificaciones por ser uno de los tres primeros en pista, marcó el mejor tiempo a los 42 kilómetros, por el que pasó con seis segundos de ventaja sobre Kevin Benavides (KTM) y 17 respecto a Cornejo, mientras que Howes se dejaba 48 segundos. Y eso, sin contar la compensación por abrir la etapa.

La renta de Price sobre Benavides subió a 17 segundos (y otros 39 de bonificación) al paso por el kilómetro 87, con Cornejo a casi medio minuto.

El chileno se puso al frente de la tabla de tiempos a los 128 kilómetros de especial con 19 segundos de margen sobre el mayor de los Benavides y 31 respecto a Price, quien, no obstante, había acumulado 59 segundos de compensación. Howes, que había pasado a 1:16 del australiano en el intermedio anterior, estaba limando la diferencia.

El de Honda reforzó su liderato en tiempo real en el último intermedio, a los 156 kilómetros. Contaba con 38 segundos sobre Kevin Benavides y 1:25 respecto a Price, que tenía 1:12 de bonificación. La victoria estaba entre ellos y Sanders, que iba undécimo en tiempo real, a 2:39 del líder, pero con 3:19 como premio por abrir pista.

El chileno no bajó el ritmo ni desaprovechó la oportunidad y confirmó su victoria en la meta con un tiempo de 1h57:27 que nadie pudo batir, ni siquiera con las bonificaciones. Sanders acabó a 49 segundos y Price cedió 1:58. Howes fue sexto a 2:54, el español Tosha Schareina (GasGas) rozó el Top 10 a 3:59 y Lorenzo Santolino (Sherco) se dejó 5:48.

En la general, a falta de dos etapas, Price adelantó a Howes, al que ahora saca 28 segundos, y Kevin Benavides, quinto en la jornada de hoy, se encuentra a 2:40. En la lucha por acabar entre los diez primeros, Santolino se sitúa a 1h02:22 y Schareina, a 1h47:33.