Nianzou: «Estar aquí es una suerte para crecer y progresar»

Sevilla, 22 ago (EFE).- El defensor francés Tanguy Nianzou declaró este lunes, en su presentación como futbolista del Sevilla, que para él llegar a este equipo «es una suerte para crecer y progresar» después de que las últimas campaña estuviera en el Bayern de Múnich alemán.

Nianzou, que costó 16 millones más variables y ha firmado por cinco temporadas, destacó en la sala de prensa del estadio Ramón Sánchez-Pizjuán que se ha encontrado a un «entrenador -Julen Lopetegui- con el que hay una buena comunicación» y que le ha «pedido tranquilidad y que juegue» con su «estilo».

Al central francés, de 20 años, le «sorprendió la gran acogida de la gente» en su debut del viernes en el Sánchez-Pizjuán ante el Valladolid en un «partido bueno por la acogida de los aficionados pero no por el resultado (1-1)».

Además, el parisino recordó que el neerlandés Karim Rekik, su compañero en el eje de la zaga, «habla francés» desde su paso por el Olympique de Marsella «y eso también ayuda», por lo que cree que está en disposición de «aportar frescura y juventud» a una «plantilla con grandes jugadores».

El nuevo jugador sevillista, internacional galo en categorías inferiores, consideraría «un regalo la llamada de la selección» campeona del mundo, porque «significaría» que posee «calidad para ello», aunque sabe que aún se debe «esforzar mucho y aprovechar para progresar en este club mítico».

Tanguy Nianzou admitió no haber «tenido la suerte de hablar con Jules Koundé», compatriota y antecesor suyo en el puesto de central en el Sevilla, donde «ha hecho aquí una gran carrera, pero Koundé es Koundé y ahora está en otro club -Barcelona-«, por lo que «ahora» le toca a él «demostrar tener el nivel para jugar aquí», destacó.