Rebajas de enero: Los valencianos gastarán de media 80 euros

València (EFE).- Los valencianos gastarán de media 80 euros en las rebajas de enero, principalmente en ropa, calzado y complementos, según la Unión de Consumidores de la Comunitat Valenciana, que recomienda «un consumo consciente, responsable y ajustado al presupuesto previsto».

El incremento de los precios y la continua subida del euríbor está afectando a las economías familiares, que deben reajustar las partidas de gastos y evitar comprar artículos que no son imprescindibles, según recomienda esta organización.

Aunque el periodo de rebajas se ha ido desestacionalizando, muchos establecimientos mantienen la tradición de iniciar las rebajas de invierno el día 7 de enero, y el propio día 6 para las compras por internet, si bien otros ya iniciaron los descuentos y promociones a finales de diciembre.

EL PERÍODO DE MÁS CONSUMO

Este es el periodo del año de mayor consumo, pues en mes y medio se enlazan continuas campañas comerciales: Black Friday, Navidad, Reyes y rebajas.

El secretario general de la Unión de Consumidores de la Comunitat Valenciana, Vicente Inglada, ha señalado en un comunicado que las rebajas deben ser una oportunidad para adquirir el producto que se necesita a un precio más reducido, pero hay que «controlar el gasto, no dejarse llevar por impulsos y evitar ir de compras como forma de ocio».

RECOMENDACIONES PARA LAS REBAJAS DE ENERO

La Unión de Consumidores de la Comunitat Valenciana aconseja de elegir productos antes del comienzo del período de rebajas, para conocer el precio anterior y poder compararlo con el rebajado y así conocer el ahorro económico de comprar en rebajas.

Hacer una lista de los productos que realmente se necesitan y elaborar un presupuesto; comprobar que la calidad y garantías del producto sean las mismas que en cualquier otra época del año; y conocer la política comercial de devoluciones del establecimiento antes de adquirir los productos, son otros consejos.

Además, hay que saber que en la etiqueta debe constar el precio antiguo y el rebajado; que las formas de pago deben ser las mismas que en cualquier otro período; y que los productos rebajados deben estar claramente identificados y separados de los que no estén rebajados, para evitar confusiones a los cliente.

La factura simplificada es imprescindible para una devolución o reclamación y los comercios están obligados por ley a darla siempre; en las compras por internet el plazo para poder devolver el producto adquirido es de 14 días naturales; y ante cualquier irregularidad hay que solicitar la hoja de reclamaciones y acudir a los organismos oficiales de consumo para tramitarla.