Sánchez afronta Davos como un foro único y contrastado para atraer inversión

José Miguel Blanco |

Madrid (EFE).- La edición de este año del Foro Económico Mundial de Davos, en Suiza, será la cuarta ocasión en la que participe el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y su objetivo sigue siendo el mismo: conseguir atraer inversiones para España como el Ejecutivo afirma que ya ha ocurrido en sus participaciones anteriores.

Davos fue la primera cita internacional de Sánchez, en enero de 2020, tras ser investido pocos días antes presidente en la presente legislatura y al frente del primer ejecutivo de coalición en la actual etapa democrática.

Y la de esta semana será la última vez que acuda a este foro en su vigente mandato, ya que en enero del año que viene ya se habrán celebrado las elecciones generales, previstas, según el Gobierno, para noviembre o diciembre próximos.

«Se trata de aprovechar la ocasión que ofrece un foro único y contrastado para conseguir nuevas inversiones para España que se sumen a las que ya han tenido allí su origen en anteriores contactos del presidente», señalan a EFE fuentes del Ejecutivo.

El foro, que se desarrollará con el lema «Cooperación en un mundo fragmentado» y que estará marcado de nuevo por las consecuencias de la guerra en Ucrania, se celebrará del 16 al 20 de enero, y el jefe del Gobierno llegará en la tarde del primer día aunque concentrará toda su agenda el martes, día 17, para volver a España a la jornada siguiente.

«Fortaleza y solvencia»

En doce horas protagonizará una serie de actos y reuniones en las que el Gobierno afirma que expondrá los buenos datos de la economía española, su «fortaleza y solvencia», su mejor resistencia que las de otros grandes países a la crisis provocada por la guerra en Ucrania, el hecho de que España sea el socio europeo con la inflación más baja o la evolución del mercado laboral.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (i) seguido del presidente del Foro Económico Mundial de Davos, Borge Brende, en la 51ª reunión anual del Foro, celebrada en mayo de 2022. EFE/EPA/Gian Ehrenzeller
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (i) seguido del presidente del Foro Económico Mundial de Davos, Borge Brende, en la 51ª reunión anual del Foro, celebrada en mayo de 2022. EFE/EPA/Gian Ehrenzeller

También resaltará el papel de España como miembro activo de la Unión Europea e impulsor de soluciones ante problemas específicos como el aumento de los precios energéticos.

Son aspectos todos ellos que considera que contribuyen a hacer de España un destino idóneo para inversiones en múltiples ámbitos.

Así lo expondrá en una intervención ante el plenario del foro y en un encuentro a puerta cerrada con consejeros delegados de multinacionales que asisten al evento y en el que responderá a las inquietudes que éstos le planteen sobre la situación económica de España.

Previstos tiene igualmente encuentros por separado con los máximos responsables o altos directivos de empresas como Dow Chemical, Arcelor Mittal, Air Liquide, Qualcomm, Envision y Maersk, y con los consejeros delegados de dos fondos de inversión, BlackRock, considerado el mayor del mundo, y Mubadala.

Origen de inversiones

Hay confianza en el Gobierno en que de esas reuniones surjan nuevas inversiones como afirman que ha ocurrido ya en Davos en el pasado.

Así, fuentes de Moncloa recuerdan que el último año Sánchez se reunió con los consejeros delegados de gigantes tecnológicos, entre ellos el de Cisco, Chuck Robbins, y esta multinacional estadounidense anunció el pasado noviembre que situará en Barcelona su primer centro de diseño de semiconductores de próxima generación en la Unión Europea.

En enero de 2020 Davos fue el escenario de otro encuentro que mantuvo con Andy Jassy, consejero delegado de Amazon Web Services, y esta compañía ha puesto en marcha su región de infraestructura en España, con centros de datos ubicados en Aragón y que suponen una inversión de 2.500 millones de euros en diez años.

Imagen de archivo del encuentro que mantuvo el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (d) con el consejero delegado de Amazon Web Services, Andy Jassy (c), en Davos, en 2019.
Imagen de archivo del encuentro que mantuvo el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (d) con el consejero delegado de Amazon Web Services, Andy Jassy (c), en Davos, en 2019. EFE/Presidencia Gobierno/ Borja Puig de la Bellacasa

El Gobierno subraya que estas inversiones no son una casualidad y lo atribuye a las gestiones de Sánchez, al que considera que es «el mejor embajador» para lograr compromisos que se pueden concretar próximamente.

Aunque Davos reunirá este año a más de medio centenar de líderes internacionales y Sánchez coincidirá y conversará con algunos de ellos, sus contactos serán principalmente con los responsables de las multinacionales y fondos de inversión.

Vuelta a enero

Mantendrá asimismo un encuentro con los máximos responsables de empresas y entidades financieras españolas presentes en la localidad suiza para intercambiar puntos de vista sobre las expectativas del foro.

Se verá también con el presidente de Banco Interamericano de Desarrollo, Ilan Goldfajn, y con la directora general de Oxfam Internacional, Gabriela Bucher.

Además, asistirá a la cena que el martes ofrecerá el anfitrión del foro, Klaus Schwab, a los participantes en el evento de este año.

El Foro de Davos vuelve a celebrarse en enero y de forma presencial tres años después de la última vez, ya que, debido a la pandemia de coronavirus, en 2021 se desarrolló de forma telemática y en 2022 se pospuso al mes de mayo.

Un informe del Foro Económico Mundial presentado esta semana en los prolegómenos de la cita en la localidad suiza sitúa a España como el tercer país con un mayor déficit de empleados en el ámbito social, que incluye los sectores de la salud, el cuidado de niños y la educación.