Ángeles Béjar en la sacristía de la iglesia de la Divina Pastora de Motril, este martes. EFE/Alba Feixas

Trasladan a la madre de Rubiales a un hospital en su tercer día de huelga de hambre

Motril (Granada) (EFE).- Ángeles Béjar, la madre de Luis Rubiales, cesado temporalmente de presidente de la Real Federación Española de Fútbol, ha sido evacuada al Hospital Santa Ana de Motril (Granada) debido a su estado de salud por la huelga de hambre que estaba manteniendo para que acabara “la cacería” contra su hijo.

La mujer ha sido trasladada al centro hospitalario en ambulancia por el empeoramiento de su estado anímico, probablemente por el cansancio que acumula en estos tres días de encierro, y por la situación de estrés, según ha anunciado el párroco de la iglesia en la que estaba manteniendo la huelga de hambre.

La madre de Luis Rubiales presentaba un importante hinchazón en las piernas, pudiéndose haber ocasionado por la acumulación de líquidos, vómitos, mareos y angustia, así como un fuerte malestar físico que ha motivado que el médico que la ha tratado en la iglesia donde secundaba el encierro recomendara el traslado a un centro sanitario.

En este momento se encuentra en observación en el servicio de urgencias del hospital siendo tratada y se desconoce si la mantendrán hospitalizada a lo largo de la noche.

Ángeles Béjar tenía previsto realizar esta tarde una comparecencia ante los medios de comunicación cuando se le ha presentado el problema físico, por lo que quince minutos después ha salido el párroco desvelando “la peor noticia posible”, ya que no podría acudir “al padecer una crisis ocasionada por la enfermedad crónica que padece”.