Machismo en los colegios mayores: ¿sigue normalizado en determinados grupos?

Carlos Rubio |

Madrid (EFE).- El episodio ocurrido en el Colegio Mayor Elías Ahuja, en el que varios estudiantes han sido expulsados por gritos e insultos machistas contra alumnas de otro centro, ha puesto el foco nuevamente en los comportamientos en ese entorno y en si actitudes contrarias a los valores democráticos están normalizadas en determinados grupos o colectivos.

Son hechos que se producen cada año, aunque con menor trascendencia mediática, como han demostrado numerosos vídeos que han aparecido en redes sociales tras salir a la luz las actitudes machistas de los alumnos del Elías Ahuja de Madrid.

Dan también testimonio de ello alumnas que durante décadas han sufrido este tipo de actuaciones, y desde la propia Universidad Complutense se pide una reflexión a la vista de la agresividad que reflejan las imágenes.

Lo admite asimismo el propio Consejo de Colegios Mayores Universitarios, que expresa su más enérgica condena y destaca que los colegios mayores y universidades llevan muchos años trabajando por erradicar este tipo de acciones y comportamientos.

COLEGIOS MAYORES
En la imagen, el subdirector del colegio mayor Elías Ahuja, Álvaro Nieto, a las puertas del centro. EFE/Rodrigo Jiménez

¿A qué puede atribuirse que un grupo de alumnos decida escenificar un acto machista de tal naturaleza con gritos e insultos contra las alumnas de otro colegio mayor?: «Putas, salid de vuestras madrigueras como conejas, sois unas putas ninfómanas, os prometo que vais a follar todas en la capea…».

Condena del Consejo de Colegios Mayores

El presidente del Consejo de Colegios Mayores, Juan Muñoz, intenta dar luz a una difícil pregunta con muchas respuestas y, sin dudarlo, atribuye esta vejación a «un fallo social y educativo» y lamenta que podría ser «un reflejo de la sociedad» porque hechos de este tipo ocurren también en otros ámbitos.

Aunque, sin paliativos dice Muñoz, cabe la autocrítica ya que «ha fallado la transmisión de los valores sobre la igualdad» en centros que promueven proyectos que respondan a valores democráticos.

También aclara que son «situaciones individualizadas» y que en cada colegio mayor hay alumnos «de diferente signo» y estrato social. Desde alumnado que procede de colegios en los que han recibido una educación progresista, hasta otros de centros privados de corte religioso y conservador.

Y así lo avala una radiografía de los colegios mayores.

COLEGIOS MAYORES
Jóvenes de Más Madrid concentrados frente al Colegio Mayor Elías Ahúa, en Madrid, para protestar contra los cánticos machistas. EFE/Juanjo Martín

Datos de colegios mayores en España

Según los propios datos del Consejo, en España hay algo más de 125 colegios mayores, con una paridad entre centros mixtos y segmentados por sexos, que es del 50 % en cada caso, y un perfil social heterogéneo ya que, pese al precio de una habitación, hay alumnos que reciben becas y ayudas consignadas por el Ministerio de Educación para optar a estos centros.

El 30 % del total de los colegios mayores en España son públicos y todos ellos mixtos, mientras que los dos tercios restantes se reparten entre adscritos a fundaciones laicas o religiosas.

En estos últimos, principalmente los adscritos a entidades religiosas, es donde hay una mayor segmentación del alumnado por sexos, como el caso del Elías Ahuja de Madrid, un colegio mayor masculino adscrito a la Universidad Complutense de Madrid y gestionado la Orden de San Agustín.

En cuanto al precio mensual, en ciudades como Madrid una habitación oscila entre los 850 y 1.200 euros, mientras que en otras más pequeñas el rango de precios varía de 650 a 900 euros.

COLEGIOS MAYORES
Fachada del Colegio Mayor Santa Mónica de Madrid. EFE/ Rodrigo Jimenez

Sensibilización y formación

En los colegios mayores y universidades se lucha contra estas actitudes y contra el acoso sexual, con actividades de formación y concienciación y con protocolos e intervención ante este tipo de hechos.

La propia Universidad Complutense de Madrid ha expresado que abrirá «un expediente informativo para analizar lo ocurrido y dirimir responsabilidades», mientras que uno de los alumnos -el que empezó a gritar y a insultar- ha sido ya expulsado del colegio mayor.

Su vicerrectora, Rosa de la Fuente, espera que estos hechos sirvan como «punto de inflexión para que todo los colegiales reflexionen sobre la aberración del comportamiento, sobre la necesidad de repensar su rol como individuos y como colectivo en la comunidad universitaria» frente a hechos que se habían repetido otros años: «Salían a la ventana pero nunca una acción tan violenta y tan agresiva en lo verbal».

Décadas de machismo normalizado

colegios mayores
Paula Estaca (c), de Más Madrid, durante una concentración frente al Colegio Mayor Elías Ahúa, en Madrid. EFE/Juanjo Martín

Pero comportamientos como el ocurrido en el colegio mayor Elías Ahuja eran frecuentes décadas atrás, como cuenta a Efe una excolegiala del Colegio Mayor Isabel de España, que residió en este centro entre 1983 y 1987, entonces femenino, y que se ubica justo en frente del Alfonso X el Sabio, solo de chicos.

De manera repetida, prácticamente todos los domingos sobre las doce de la noche, los estudiantes del Alfonso salían a las ventanas a insultar a las isabelinas con gritos machistas y vejatorios que acompañaban de aullidos intimidadores.

También era común intimidar a las residentes de otros colegios mayores femeninos, como el Vedruna o Nuestra Señora del Pino.
A la entrada de estos centros acudían, preferentemente en los primeros meses de curso, en la época de novatadas, colegiales de otros centros a amedrentar a las jóvenes con proclamas machistas. Entonces en la ciudad universitaria no había, como ahora, centros mixtos.

Narra que era un comportamiento normalizado por las propias residentes en la ciudad universitaria que nunca se denunció, y del que tenía constancia la dirección de los centros que siempre permaneció inactiva.

Un testimonio parecido y que puede ser avalado por muchas otras mujeres que hayan pasado por un colegio mayor en esos años o en otros no muy lejanos.

YouTube player

Edición web: Nuria Santesteban