Los grupos municipales critican Calles Abiertas y el retraso en la apertura del CCR y la estación de autobuses

Logroño (EFE).- Los portavoces de los grupos municipales de Logroño han criticado este martes la estrategia urbanística Calles Abiertas y han denunciado el retraso en la apertura del Centro de la Cultura del Rioja (CCR) y de la puesta en funcionamiento de la nueva estación de autobuses, en sus intervenciones en la segunda jornada del debate sobre el estado de la ciudad.

El portavoz del PP de Logroño, Conrado Escobar, ha prometido, de cara a las elecciones municipales de 2023, «suprimir los disparates y borrar pinturas inútiles» de Calles Abiertas, así como implantar «un cheque-bebé de entre 75 y 250 euros en los 3 primeros años de vida».

Ha indicado que pondrá en marcha «un modelo nuevo de movilidad urbana, hoy, las cifras son calaras: más de 500 aparcamientos eliminados en las últimas intervenciones, solo 5 árboles nuevos, ninguna mejora para el peatón y una gran desigualdad urbana».

Escobar ha reprochado al alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza, ser, a su juicio, «un fraude electoral», y a su equipo de Gobierno municipal «su enfoque impositivo, ilegal y problemático de la movilidad, que está de espaldas a los logroñeses y, además, está provocando una profunda desigualdad urbana».


Ha propuesto «recuperar la zona única de educación; desarrollar el Pacto Regional de Infraestructuras; revisar el Plan General Municipal (PGM), que ustedes (el Gobierno local) han atascado; e impulsar un Plan de Vivienda asequible con el objetivo de obtener un parque anual de 300 viviendas nuevas o rehabilitadas con prioridad para los jóvenes».

También desde la bancada de la oposición, el portavoz del Grupo Municipal de Ciudadanos (Cs) de Logroño, Ignacio Tricio, ha recriminado al alcalde de la capital riojana que, «mientras los logroñeses pasan dificultades, él se dedica a pintar las calles».

El portavoz de la formación naranja ha criticado que «ha incumplido en más de 5 ocasiones su promesa de abrir el Centro de la Cultura del Rioja (CCR)» , lo que supone «una oportunidad cultural, turística y económica perdida para la ciudad un año mas», al igual que la apertura de la estación de autobuses.

En el debate han intervenido, además, los portavoces de los grupos que forman parte del equipo de Gobierno municipal: PSOE, Unidas Podemos (UP) y Partido Riojano (PR+).

El portavoz del Grupo Municipal del PSOE de Logroño, Iván Reinares, ha constatado que la evolución que está experimentando la ciudad es «fruto de conjugar los valores socialistas de progreso y transformación con la velocidad de cambio que requiere una sociedad en constante movimiento».


Reinares ha asegurado que el alcalde, Pablo Hermoso de Mendoza, ha defendido un proyecto de ciudad «moderna, pujante y solidaria», frente a la «involución de Logroño» que propone la oposición.

Por su parte, la portavoz de UP de Logroño, Amaia Castro, ha demandado “más mecanismos impositivos redistribuidos y progresivos” ante “las recetas populistas del alcalde de Logroño, encontradas en más de una ocasión al dejar tasas e impuestos sin tocar”.


Castro ha afirmado que hay que establecer “más impuestos a quienes más tienen” e “intervenir en el mercado de la vivienda con las herramientas del Consistorio para mejorar la vida de los ciudadanos”.

Por último, el portavoz del PR+, Rubén Antoñanzas, ha exigido la apertura del Centro de la Cultura del Rioja (CCR) «con un proyecto sólido que le permita ser motor de promoción y crecimiento económico para el que fue concebido» y ha recalcado que para abrirlo «no necesita inventarse palabras ni fondos europeos».

Ha resaltado que también está pendiente el nudo de Vara de Rey y la nueva estación de autobuses, «prácticamente terminada, pero que los logroñeses no entienden por qué no se abre».

Por Sergio Jiménez Foronda y Rebeca Palacios