El gobierno de Argentina niega que haya desabastecimiento de productos

Buenos Aires (EFE).- El Gobierno argentino negó este jueves que existan desabastecimientos masivos de productos, aunque sí reconoció «faltantes puntuales» de mercancías en algunos comercios o supermercados, en medio de la incertidumbre por la renuncia del exministro de Economía Martín Guzmán a comienzos de julio y la volatilidad de los mercados paralelos de divisas.

«El Gobierno está garantizando que no haya desabastecimiento de ningún producto de primera necesidad. Puede haber faltantes puntuales en alguna góndola o en algún supermercado, pero no hay faltantes masivos en ningún lado ni ninguna situación que nos haga pensar en un desabastecimiento», aseguró la portavoz presidencial, Gabriela Cerruti, en una rueda de prensa en Buenos Aires.

La ministra portavoz afirmó que el Gobierno está «conversando permanentemente» con los supermercados y las compañías alimenticias «para que esto no suceda», al tiempo que criticó «maniobras especulativas» por parte de algunos comerciantes o empresarios en las últimas semanas.

Productos de Argentina

«Hay maniobras especulativas de algunos que retienen esos productos para poder venderlos a un mayor precio próximamente y eso es lo que estamos denunciando. En este momento de crisis mundial, sumarse al ejército de los especuladores o codiciosos es algo que están haciendo contra cada uno de los argentinos y argentinas, no tiene que ver con si se llevan bien o mal con el Gobierno», aseveró Cerruti.

La renuncia del exministro de Economía Martín Guzmán, motivada, entre otros factores, por las fuertes divisiones de la coalición de Gobierno, provocó una reacción adversa en los mercados financieros, que su sustituta en el cargo, Silvina Batakis, todavía no ha sido capaz de revertir.

Desde comienzos de mes, la prima de riesgo de Argentina trepó un 15,8 %, hasta los 2.748 puntos básicos, su nivel más alto desde mayo de 2020, en paralelo con las subidas en las cotizaciones de todos los dólares paralelos, como el dólar informal o «dólar blue», que subió un 18,4 % en apenas dos semanas.

La inestabilidad en torno al valor de la moneda estadounidense, sumada a las restricciones de acceso a los dólares para pagar importaciones en el mercado oficial de divisas, han hecho crecer los temores de desabastecimiento de algunos productos, lo que en algunos casos se ha traducido en una subida repentina de los precios.

Durante su intervención, la portavoz presidencial reiteró que «el dólar blue no representa las expectativas de la economía», agregando que la «respuesta real» del mercado se vio este miércoles, con la colocación de 122.607 millones de pesos (957,7 millones de dólares) en letras y bonos del Tesoro para afrontar los próximos vencimientos de deuda en pesos.

«El Ministerio de Economía obtuvo un financiamiento de 122.607 millones, que es muchísimo más de lo que esperaba y lo que buscaba. Esto tiene que ver con que evidentemente se creyó en la palabra de la ministra y se apoyó esa palabra», subrayó Cerruti. EFE