Badiola niega haber injuriado a jueces y políticos en Twitter

San Sebastián (EFE).- Iñaki Badiola, expresidente de la Real Sociedad, ha negado este martes cualquier vinculación con las cuentas de Twitter desde las que presuntamente habrían injuriado a jueces, políticos, periodistas y medios de comunicación guipuzcoanos.

«No he creado ni publicado información» en esas cuentas, «son hechos ajenos a mi persona y ahí se acaba mi declaración», ha dicho Badiola, quien sólo ha respondido a las preguntas de su abogado.

Niega injurias a jueces y políticos

Badiola ha hecho esta afirmación durante la primera sesión del juicio que se sigue en su contra en el Juzgado de lo Penal número 3 de San Sebastián, en el que se enfrenta a una petición de 66 años de cárcel por parte de la Fiscalía de Gipuzkoa.

Badiola injuriado jueces políticos
El expresidente de la Real Sociedad, Iñaki Badiola, a su llegada a los juzgados. EFE/Javier Etxezarreta.

Entre las personas presuntamente injuriadas por Badiola se encuentran el diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano, y el diputado del PSOE en el Congreso y exalcalde de San Sebastián, Odón Elorza.

La relación de presuntos agraviados la completan varios magistrados guipuzcoanos, una letrada de la administración de Justicia, tres responsables de la Hacienda foral de Gipuzkoa, un notario, un medio de comunicación y varios periodistas.

El escrito de acusación del Ministerio Público atribuye a Badiola quince delitos de calumnias hechas con publicidad, otros quince delitos de injurias graves, y quince más contra la integridad moral. Asimismo, le imputa dos delitos de descubrimiento y revelación de secretos con difusión de imagen.

Algunas de las publicaciones en estas cuentas vinculaban falsamente a varias de las víctimas con el caso Kote Cabezudo. A este fotógrafo donostiarra le impusieron el pasado junio 28 años y 2 meses de cárcel por un delito de violación, otro de abusos sexuales, seis de pornografía infantil y dos de estafa a varias de sus modelos.

Real Sociedad

Durante la primera jornada de la vista han testificado la primera jueza que instruyó el «caso Cabezudo», Ana Isabel Pérez Asenjo, y la presidenta de la Sección Segunda de la Audiencia de Gipuzkoa, Yolanda Domeño. Estas dos magistradas en algún momento tuvieron que resolver distintos asuntos relacionados de alguna manera con el procedimiento concursal de la Real Sociedad mientras estuvo en Segunda División.

Durante su declaración, Domeño ha recordado cómo estos tuits la vincularon con una supuesta trama de corrupción judicial en Gipuzkoa, al tiempo que le acusaban de ser la «jefa de la manada de pederastas de la provincia». Unas imputaciones «brutales», «implacables» y «demoledoras» que le crearon una «angustia y un desasosiego impresionantes».

Viví un calvario durante meses» en los que estaba pendiente de «ver qué basura se iba a publicar al día siguiente», ha detallado la magistrada, quien ha lamentado también los ataques vertidos contra su esposo fallecido años atrás y que «no podía defenderse».

Ha precisado que su compañera, la magistrada Victoria Cinto, también fallecida, atravesó una coyuntura similar y que ésta le confesó que la situación «no le estaba haciendo ningún bien» para la grave enfermedad que ya padecía en aquel momento.

En la sesión de hoy se ha reproducido la declaración que hizo Cinto en la fase de instrucción.

Cuentas de Twitter

«En 40 años de ejercicio, jamás he sido objeto de un ataque tan despiadado», ha resumido la magistrada, quien no ha ocultado los sentimientos de «ansiedad», «nervios», «desazón» e «impotencia» que ha sufrido durante todo este caso.

Por su parte, la también magistrada Ana Isabel Pérez Asenjo ha comentado que en los tuits publicados contra ella le acusaron de «corrupta» y de «la peor imputación que se puede hacer a un magistrado» que es la de «estar prevaricando».

Concentración de apoyo a las víctimas de Kote Cabezudo ante los juzgados de San Sebastián. EFE/Javier Etxezarreta


No obstante, ha recordado que también se le achacó «encubrir la pederastia» en un tuit que fue el que más le «molestó» porque después fue utilizado por una tercera persona para hacer un video «viral» visto por más de un millón de personas, en alusión a Marío Díez, el abogado de algunas de las víctimas de Kote Cabezudo.

La jueza ha insistido además en que el daño que ha sufrido por toda esta situación «ya está hecho», puesto que «eso siempre va a quedar ahí».

El daño ya está hecho

En esta misma sesión, también ha testificado una letrada de la administración de justicia, esposa de un periodista, acusada desde las citadas cuentas de Twitter de realizar «filtraciones» a su marido, informador de un medio de comunicación con el que ha sugerido que el encausado mantenía desavenencias.

Finalmente, ha comparecido un empresario y notario donostiarra involucrado en un tuit con el caso Cabezudo, a raíz del cual sus socios empresariales le «exigieron» su dimisión. Una maniobra que él ha atribuido a un intento de colocar en su holding empresarial a un despacho de abogados afín a Badiola.

Está previsto que el juicio se reanude mañana con la declaración del diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano, y varios responsables de la Hacienda foral de este territorio en la que se dirimió parte del proceso concursal de la Real Sociedad.