Sánchez pide al PSOE «más implicación» para sacar los terceros presupuestos

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha pedido a los grupos parlamentarios del PSOE en las Cortes Generales que tengan «más implicación» frente a los nuevos presupuestos generales del Estado para 2023 porque el Ejecutivo «va ya a por lo terceros» de esta legislatura.
Durante la reunión que mantiene con los grupos parlamentarios del PSOE en el Congreso, en el Senado y en el Parlamento Europeo para dar inicio al curso político tras el periodo estival y en el que ha ratificado a Patxi López como portavoz del grupo parlamentario en el Congreso, Sánchez ha animado a todos los presentes a trabajar intensamente porque «queda mucho por hacer».
«Hemos liderado la mayoría social democrática para dar estabilidad política, con dos presupuestos aprobados en tiempo y forma y anuncio que vamos a por los terceros», ha incidido.

Sánchez PSOE
El presidente del Gobierno Pedro Sánchez (2d) preside reunión interparlamentaria socialista celebrada este lunes en el Congreso. EFE/ Juan Carlos Hidalgo

Las cuentas empiezan a negociarse


Después de que la Mesa del Congreso haya calificado el techo de gasto que fue aprobado por el Consejo de Ministros para 2023 y que debe ser debatido ahora en el pleno de las Cortes, las cuentas del próximo año empiezan esta semana a negociarse con los diferentes grupos parlamentarios.
«Os pido la máxima implicación para lo que está en juego y máxima pedagogía para defender con la cabeza bien alta la labor del gobierno de coalición», ha instado Sánchez a los diputados, senadores y eurodiputados socialistas.
El presidente del Ejecutivo ha dejado claro que el Gobierno sabe «con quién podemos contar en esta tarea» y ha señalado que son «la clase media trabajadora» mientras que en el lado opuesto ha señalado a la derecha, con la que «no hemos podido contar ya sea con la pandemia» o con las medidas anticrisis para paliar los efectos de la guerra de Putin en Ucrania.
Ha recalcado que se trata de una derecha «presa del pasado» que con «su legado neoliberal» ha dejado el «legado de la corrupción» o del «desmantelamiento del estado de bienestar».
Sánchez ha recordado las leyes sociales y económicas aprobadas como el ingreso mínimo vital (IMV), la regulación de la eutanasia o la protección integral a la infancia y a la adolescencia, además de la ley de Pedro Zerolo o la ley de la Formación Profesional.
El presidente del Gobierno se ha mostrado convencido de que toca avanzar en otras normas como en la segunda parte de la reforma de las pensiones después de haber «blindado» la revalorización de las mismas con el IPC.