Archivo. EFE/Chema Moya

La compra de vivienda entra en negativo en Asturias tras veintiún meses al alza

Oviedo (EFE).- La compraventa de vivienda en Asturias entró en negativo en septiembre al registrarse una caída interanual del 13,9 por ciento, lo que pone fin a una tendencia al alza que se había prolongado durante veintiún meses, según los datos publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Asturias registró el tercer descenso más moderado entre las comunidades autónomas, sólo por detrás de Castilla-La Mancha (-7,7 %) y Castilla y León (-12,3 %), frente a la caída media nacional del 23,7 por ciento.

En septiembre se contabilizaron en el Principado 845 transacciones de vivienda, una cifra que representa un retroceso del 15,7 por ciento respecto a agosto.

De las 845 viviendas objeto de compraventa en septiembre, 701 eran de segunda mano y 144, de nueva construcción, y 758 eran libres y 87, protegidas.

La caída se agudiza en España

En el conjunto del país, la compraventa de viviendas agudizó su caída en septiembre al hundirse un 23,7 % en tasa interanual, su mayor descenso desde junio de 2020, y encadenó ocho meses en negativo, en un contexto marcado por las sucesivas subidas de los tipos de interés y el consecuente encarecimiento de la financiación.

En concreto, se registraron 44.086 compraventas de vivienda, la cifra más baja de operaciones desde abril, y el mes de septiembre con menos operaciones desde hace tres años.

Además de esta caída interanual, si se compara con el mes anterior, agosto, la compraventa de viviendas se redujo un 10,5 %, lo que sitúa el descenso acumulado en lo que va de año en el 8,5 %.

Las compraventas de vivienda usada se hunden

En septiembre las compraventas de segunda mano, las más numerosas al representar más del 81 % del total, siguieron a la baja y registraron una caída del 24,5 % con respecto al mismo mes de 2022, hasta contabilizar 35.908 transacciones.

Por su parte, las transacciones de vivienda nueva también bajaron, un 19,7 % interanual, hasta las 8.178 operaciones. Con este dato presenta tasas negativas en diez de los 13 últimos meses.

En ambos casos se trata de los mayores descensos que registran desde julio de 2020.

En el acumulado del año, las transacciones de vivienda usada se anotan una caída del 9,5 %, mientras que aquellas de vivienda nueva moderan su descenso al 4 %.

Por régimen, la vivienda libre, que representó más del 92 % del total, sumó 40.768 operaciones en septiembre, el 23,5 % menos que un año antes. En el caso de la vivienda protegida se alcanzaron 3.318 transacciones, el 25,3 % menos que un año antes.

Las transacciones de vivienda usada, las más numerosas en el mercado al representar más del 80 % de las operaciones, fueron las que más afectadas al caer un 24,5 %, mientras que en el caso de las nuevas el descenso fue del 19,7 %.