Barbón defiende los resultados de su ronda de reuniones con cinco ministros

Oviedo (EFE).- El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha defendido hoy las consecuencias de la ronda de reuniones con cinco ministros del Gobierno que mantuvo en junio dado que permitió anunciar un compromiso sobre la fecha de apertura de la Variante de Pajares -mayo de 2023- y una mejora, aunque sea «insuficiente», en la inversión presupuestada y en su ejecución.

Barbón ha hecho estas afirmaciones en sus respuestas en el pleno de la Junta General del Principado a las preguntas de PP y Foro sobre el grado de ejecución de las inversiones estatales y sobre los resultados que ha dado la Comisión Bilateral entre ambas administraciones, anunciada tras aquel maratón de encuentros, y que mañana se reunirá en Oviedo.

El jefe del Ejecutivo ha incidido en que el 27,5 por ciento de ejecución de las inversiones del presupuesto de 2022 a 30 de junio -apenas diez después de su ronda de reuniones- supone un aumento del 10 por ciento respecto al primer semestre de 2021 -«hay mejora, pero absolutamente insuficiente»- y se ha mostrado convencido de que esas cifras mejorarán más en la segunda mitad del año.

Además, y tras subrayar que el compromiso con las fechas para la Variante de Pajares «va en serio» dado que Adif-Alta Velocidad ya había ejecutado en junio el 86 por ciento su inversión, Barbón ha considerado que las «consecuencias» de sus reuniones se aprecian también en el proyecto de presupuestos para 2023, que contemplan una inversión de 421 millones, un 7,1 por ciento más.

«Es la mayor inversión en Asturias en diez años», ha apuntado Barbón que ha destacado además el refuerzo en la inversión correspondiente al Plan de Cercanías Ferroviarias -que contemplaba inversiones por unos mil millones de euros hasta 2025- al presupuestarse para este año 153 millones que han permitido adjudicar ya obras como la renovación de la línea Gijón-Laviana; obras entre Serín y Veriña; el soterramiento de Langreo o las mejoras en seguridad entre Laviana y Tuilla.

Con un proyecto de presupuestos estatales para 2023 «positivos pero mejorables», Barbón ha asegurado que la reunión de mañana con el Ministerio de Política Territorial servirá para abordar «todos los proyectos» del Estado en Asturias y otros aspectos como la conflictividad entre ambas administraciones y la posible asunción de nuevas competencias por el Principado.

El PP cuestiona el PGE y Foro pide contribuir a la comisión bilateral

La respuesta de Barbón no ha convencido a la portavoz del Grupo Popular, Teresas Mallada, que ha calificado de «irreal» el proyecto de presupuestos del Gobierno central para 2023 al partir de una previsión de crecimiento económica «ficticia» y ha advertido de que se trata de unas cuentas «infladas y electoralistas» que, previsiblemente, dejarán buena parte de su consignación sin ejecutar.

Así ha mencionado que esas cuentas dejan sin financiación el tramo El Reguerón-Salas de la A-63, «una autovía de 50 kilómetros que lleva más de 25 años en construcción»; no incluye partidas para los planes de vías de Gijón y Avilés e incorpora 16 millones para la central de biomasa de La Pereda después de que se presupuestaran más de 20 en los últimos dos años «y no se ha hecho nada».

Su homólogo de Foro, Adrián Pumares, tras señalar que el Plan de Cercanías tiene pendientes de invertir unos 900 millones ante de finalizar su vigencia en 2025, ha recordado a Barbón que la comisión bilateral en la que participará mañana no fue fruto de su ronda de reuniones del pasado mes de junio sino que se había constituido ya el 15 de diciembre de 1993.

Pumares ha reclamado también del jefe del Ejecutivo que habilite un mecanismo para informar a la Cámara del resultado de esa comisión para la que le ha trasladado su apoyo aunque ha planteado la posibilidad de que el Gobierno acordase de forma previa con los grupos parlamentarios los asuntos a tratar «o de lo contrario se podrá pensar que es un paripé de cara a la campaña electoral». EFE

Edición web: Gorka Vega.