El consumo de antibióticos en España se redujo el 25,5% desde 2014

Madrid (EFE).- La ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha informado este viernes de que el consumo de antibióticos se ha reducido un 25,5 por ciento en salud humana desde 2014, año en el que se aprobó el Plan Nacional frente al la Resistencia de Antibióticos (PRAN), y ha bajado un 62,5 % en el caso de la sanidad animal.

En su intervención en una jornada para concienciar sobre su consumo con motivo del Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos, Darias ha subrayado que el PRAN ha permitido a España pasar de ser uno de los máximos consumidores de antibióticos a posicionarse como el séptimo país de la Unión Europa con más reducción en el uso de antimicrobianos.

No obstante, el informe del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC, en sus siglas en inglés) admite que hubo una ligera subida en toda Europa durante la pandemia que en España fue del 1,3% en 2021 respecto a 2020.

Pese a ese leve incremento, España ha mantenido una evolución favorable y continúa en los últimos ocho años para reducir el consumo.

La ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha hablado hoy sobre el consumo de antibióticos
La ministra de Sanidad, Carolina Darias, en una imagen de archivo. EFE/ Mariscal

La titular de Sanidad ha insistido en que España es un «país referente» por este plan nacional, que tiene por objetivo vigilar el consumo y reducir su impacto en la salud pública.

Darias ha asegurado que el nuevo PRAN, actualizado en el mes de julio en el seno del Consejo Interterritorial de Salud para los próximos dos años, va a permitir seguir avanzando en la consolidación de los sistemas de vigilancia incluyendo nuevos antimicrobianos como antifúngicos y antituberculosos.

La ministra ha señalado que, según los últimos datos de la OMS, en los últimos cinco años solo doce antibióticos han superado en todo el mundo la fase de aprobación regulatoria.

Vista de una farmacia, cuando hoy salió un estudio sobre consumo de antibióticos
Varias personas compran en una farmacia en una imagen de archivo. EFE/Fermín Cabanillas

La jornada, organizada por la Asociación Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS), ha dado voz a pacientes que han vivido en primera persona los problemas de la resistencia a los antimicrobianos y que han padecido infecciones causadas por bacterias multirresistentes.

Estos pacientes han querido trasladar que el consumo indiscriminado «pasa factura» y un mal uso provoca graves problemas por la resistencia aumentada de las bacterias.

Durante la jornada, la directora de la AEMSP, María Jesús Lamas, ha anunciado nuevas normas de certificación para que hospitales y Atención Primaria trabajen de forma coordinada a partir de 2023.

Se trata de crear grupos de trabajo integrado por expertos en el abordaje de las infecciones en hospitales y centros de Atención Primaria a fin de optimizar el uso de los antibióticos con programas y formación específica para los profesionales sanitarios.

El 60 % de españoles guarda los antibióticos que sobran para una urgencia

Seis de cada diez españoles (60,1 %) guardan el antibiótico que les sobra de un tratamiento para poder utilizarlo en caso de urgencia, tal y como revela el último análisis del Observatorio de Tendencias Cofares “Uso y abuso de antibióticos: el peligro de la resistencia bacteriana».

Esta conclusión pone de manifiesto, señala la distribuidora farmacéutica Cofares en una nota, un mal uso de este tipo de fármacos, que únicamente deben tomarse con prescripción médica y siguiendo las indicaciones específicas del profesional sanitario, contribuyendo así a la resistencia a los antimicrobianos.