El coronavirus dejó 6 muertes al día en 2022 en la Comunitat

València (EFE).- La pandemia de coronavirus acabó con la vida de 2.154 personas en la Comunitat Valenciana en 2022, lo que supone una media de seis fallecimientos diarios y un 58 % menos que los decesos del año anterior, cuanto murieron 5.142 personas, una media de catorce cada día.

El ‘año tres’ del coronavirus comenzó con la eclosión de la variante ómicron, que dejó en la Comunitat Valenciana el registro mensual de contagios más alto de toda la pandemia: 479.330 casos en enero, una media de 15.462 al día, y un repunte de fallecimientos, con 411 (de media 13 al día), aunque febrero todavía lo superaría, al llegar a 495 (casi 18 diarios).

La situación con la que ha acabado 2022 es muy diferente: en diciembre fallecieron por covid 101 personas (tres al día de media, aunque son el doble que en noviembre); los casos notificados, que con la nueva estrategia se centran sobre todo en los mayores de 60 años, fueron 9.363 (312 diarios); y las hospitalizaciones están un 83 % por debajo del pico de enero.

FALLECIMIENTOS POR CORONAVIRUS

Desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2020, un total de 10.271 personas han fallecido en la Comunitat Valenciana (2.975 en esos diez meses de 2020, 5.142 en el año 2021 y 2.154 en 2022), una cifra equivalente a toda la población que tienen localidades como Pego (Alicante) u Oropesa (Castellón).

De ese total, 5.135 personas han muerto a causa del coronavirus en la provincia de Valencia (una cifra similar a los habitantes que tiene Ayora), 3.903 en la provincia de Alicante (como toda la población de Biar) y 1.233 en la de Castellón (dato comparable con todo el vecindario de Albocàsser).

EVOLUCIÓN MENSUAL

En enero de 2022 se alcanzó el millón de contagios desde el inicio de la pandemia en la Comunitat gracias a una variante ómicron cuyo primer caso se había detectado a mediados de diciembre y en la segunda semana de enero suponía ya el 61 % del total, por lo que se mantuvieron restricciones como el pasaporte covid para poder acceder a algunos locales.

Fue el mes con los peores datos el año pasado, pues llegó a haber máximos como 1.912 personas hospitalizadas y hasta 205 en cuidados intensivos y jornadas con picos como 42 muertos, más de 57.000 casos positivos o una incidencia acumulada de 4.305 casos por cada cien mil habitantes.

No obstante, la menor virulencia de esta variante, que conllevó un menor impacto hospitalario, y el alto índice de vacunación permitió que a partir de febrero se controlara la curva epidémica y se fueran relajando las restricciones. El mes dejó un balance total de 495 fallecidos y 174.545 contagios, pero se cerró con 812 hospitalizados, 90 de ellos en la UCI.

MEJORÍA DE LOS DATOS

La clara mejoría de los datos en marzo (que dejó 160 muertes, 61.315 contagios y acabó con 451 hospitalizados, de ellos 33 en la UCI) llevó a poner fin a todas las restricciones valencianas (menos la prohibición de fumar en la terrazas) y a aplicar una nueva estrategia covid, centrada en los mayores de 60 años y personas vulnerables.

A partir de abril fueron mejorando los datos generales, aunque la cifra de fallecimientos, que se situó en el centenar entre marzo y junio, rebasó los doscientos en julio y agosto, para bajar desde septiembre a noviembre por debajo de los cien, que se han alcanzado en diciembre.

Por lo que respecta a las hospitalizaciones, la cifra más baja durante el año pasado se alcanzó el 4 de octubre, con 230 personas ingresadas (nada que ver con los 1.912 del 24 de enero, el peor dato del año), y el mejor dato de la UCI el 23 de diciembre, con 10 personas (muy alejado de las 205 del 18 de enero, la cifra más alta de 2022).