Reforzarán el control de las reservas de agua ante la sequía

Sevilla (EFE).- Las autoridades han reforzado las labores de control y vigilancia sobre las reservas de agua y han tomado medidas cautelares con el precintado de captaciones irregulares.

Estas medidas se están adoptando en colaboración con la Guardia Civil, según ha informado la Comisión de Desembalse de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) tras analizar la situación de la cuenca al finalizar la campaña de riego.

En cuanto a los cánones y tarifas, actualmente se encuentran en trámite el 60 % del total de las devoluciones, y se prevé que llegue al 80 % antes de que finalice el mes de diciembre, según establece el decreto de sequía.

La CHG ha celebrado este lunes la primera Comisión de Desembalse desde que finalizó la campaña de riego el pasado 30 de septiembre.

El equipo técnico ha hecho balance del año hidrológico, de la campaña de riego 2021-2022 y ha presentado los posibles escenarios y previsiones para el futuro próximo.

Año Hidrológico seco


La Confederación ha recordado que se está en un inicio de año hidrológico seco, que no varía con respecto al año anterior.
Incluso se prevé que la situación pueda empeorar si la falta de precipitaciones continúa.

Los embalses se encuentran al 18,62 % de su capacidad, que suponen un total de 1493 hectómetros cúbicos.

Durante la campaña la cuenca ha recibido un 30 % de aportaciones con respecto a la media de otros años, mientras que los recursos embalsados han disminuido en 556 hectómetros cúbicos con respecto al inicio de la campaña del año anterior en octubre de 2021.

Durante el mismo periodo, la precipitación media anual ha sido 429 litros por metro cuadrado, cuando la media de los últimos 25 años es de 590.

Se trata del cuarto año seguido por debajo de la media de pluviometría, por lo que este es uno de los periodos más secos de los últimos 25 años.

Según los datos de la CHG, los únicos meses con datos pluviométricos superiores a la media han sido marzo y abril, aunque, “esto no se ha visto reflejado en los datos recogidos en cuanto a las aportaciones de agua embalsada”, que han sufrido una reducción aún mayor.

Previsiones de riego

Un hombre controla un sistema de riego. EFE/Archivo


Las previsiones de la CHG en cuanto a volúmenes desembalsados para la próxima campaña de riego pasan por disponer de 800 hectómetros cúbicos, con una probabilidad del 100 %, un 75 % de tener 900 hectómetros cúbicos, un 50 % de tener 1.800 hectómetros cúbicos y 25 % de tener 2.700 hectómetros cúbicos.

También ha informado la Confederación del estudio que se ha llevado a cabo a través de la revisión de batimetrías en un total de 29 embalses, que suponen un 68 % de la capacidad de embalse de la cuenca.

Ello ha permitido detectar una pérdida de 81 hectómetros cúbicos, de los que 77 corresponden al Sistema de Regulación General, mayoritariamente correspondientes al embalse de Iznájar (Granada).

Próxima comisión de sequía


Próximamente, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, convocará una nueva Comisión Permanente de Sequía con el objetivo de trabajar en la prórroga del Decreto Ley de Sequía, que finaliza el próximo 31 de diciembre.

El presidente de la CHG, Joaquín Páez, ha apelado «a la colaboración, la implicación y la comprensión de todos los usuarios en esta situación tan complicada, especialmente de los regantes». EFE

Edición web: Violeta Gil