Segovia, primera en «Atención en Red»

Turégano (Segovia) (EFE).- La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y León, Isabel Blanco, ha anunciado este lunes que Segovia será la primera de Castilla y León en implantar el modelo Atención en Red para los cuidados de larga duración en personas dependientes.


En declaraciones a los medios de comunicación durante una visita a la localidad segoviana de Turégano, donde se ha reunido con alcaldes de la provincia, Blanco ha informado de que se trata de un modelo que aúna los programas «A gusto en casa», «Viviendas en red» e «Intecum», y el servicio de Ayuda al Domicilio.


Empezó el pilotaje de este modelo asistencial en Ávila y Valladolid a través del proyecto europeo RuralCare y cuentan con experiencias en Burgos, Salamanca, en Zamora y Palencia. Ahora se implantará en toda Segovia y falta terminar de extenderlo en la totalidad de las provincias, y aplicarlo en León y Soria.


A lo largo de 2023, la consejera espera avanzar de forma significativa en el desarrollo de este modelo, ya que la Junta de Castilla y León ha aumentado el presupuesto destinado al sistema de atención a la dependencia en 121 millones de euros, hasta los 800,5 millones, casi un 18 por ciento más que en 2021.

Fase inicial

En Segovia, comenzará una fase inicial durante las primeras semanas de enero -con la que se dará cobertura a 105 municipios a través de los CEAS de Cantalejo, Sepúlveda y Riaza- para posteriormente desplegarse en 217 municipios del medio rural y alcanzar una población diana de 3.600 personas dependientes.


Según ha detallado la consejera, de los proyectos que abarca este modelo, «A gusto en casa» persigue que las personas mayores se queden en su domicilio y sean atendidas allí «poniendo a su disposición las adaptaciones propias de la vivienda y las nuevas tecnologías» como la teleasistencia avanzada.


Por otro lado, «Viviendas en Red» pretende que los Ayuntamientos pongan a disposición viviendas para aquellas personas que tengan en su casa barreras no subsanables que no le permiten vivir de manera autónoma o no dispongan de vivienda en el municipio donde quieren ser atendidas.

31 viviendas


En Castilla y León, ya hay 31 viviendas de este tipo en trece localidades y, a preguntas de los periodistas, la consejera ha informado de que los regidores se han mostrado «totalmente receptivos» para poner a disposición espacios como las antiguas casas de los maestros en los pueblos.


Las viviendas ya dedicadas a esto son adaptadas y dotadas de los medios necesarios para convertirlas en viviendas «inteligentes, inclusivas y confortables», con sistemas de inteligencia artificial y emocional, dispositivos técnicos y la intervención de profesionales necesaria.


El presupuesto dedicado a continuar con la ejecución de «Viviendas en Red» por todo el medio rural de la comunidad autónoma a lo largo de 2023 es de 3,6 millones de euros, según ha precisado la consejera. «Intecum», el tercer proyecto integrado en el modelo, en este caso para personas con una enfermedad en fase avanzada o terminal, está implementado en Palencia, Salamanca y Zamora, ha prestado apoyos a más de 500 personas y la Junta prevé implantarlo a lo largo del año que viene en el resto de provincias.


Isabel Blanco ha recordado también que estos proyectos se refuerzan con el servicio de Ayuda al Domicilio, al que la Junta dedicará en 2023 más de 83 millones de euros, un 16,8 por ciento más que en 2021, lo que supone un incremento de doce millones de euros.


Por último, la consejera ha destacado la capacidad de estos programas para «generar oportunidades» en el medio rural y ha puesto como ejemplo que solo en la primera fase que se va a implantar en Segovia se crearán 160 empleos directos a jornada completa. EFE