El aborto en Castilla y León: solo el 2,2 % en hospitales públicos

Valladolid (EFE).- El número de interrupciones voluntarias del embarazo (IVE) repuntó el 7,2 por ciento en Castilla y León en el 2021 respecto al año anterior, con 2.597, por debajo de los 2.674 que anotó la Comunidad en el 2019, antes de la pandemia, con nueve casos en menores de quince años y 236 entre los 15 y los 19 años, y sólo 217 se hicieron en hospitales, con únicamente 59 en centros públicos (2,2 %).


En España hubo en el año 2021 un total de 90.189 interrupciones voluntarias del embarazo (IVE), 1.920 más que el año anterior, el de la pandemia, de los cuales solo uno de cada seis (cerca de un 16 %) se practicó en centros públicos.


De acuerdo a los datos de Castilla y León, el grueso de las IVE fueron en centros extrahospitalarios, en concreto 2.380, con sólo uno en centro público.

Imagen de archivo. Una mujer embarazada espera ser atendido en un centro médico. EFE/Esteban Biba


En 2021 subieron a cinco las comunidades autónomas que no notificaron ningún aborto en un centro sanitario público, ya que se suma Aragón a Madrid, Extremadura, Castilla-La Mancha y Murcia, las cuatro autonomías que formaban ese grupo en 2020. La Rioja es la única comunidad que no ha notificado abortos en centros privados.


La tasa de abortos por mil mujeres de entre 15 y 44 años se situó en el 10,70 (10,33 en el 2020) en el conjunto nacional; y por comunidades autónomas, Cataluña (13,42), Madrid (11,90), Baleares (11,56), Asturias (11,50), Murcia (11,46) y Andalucía (11,18) son las que presentaron las tasas más altas, mientras que Ceuta y Melilla (1,79), Galicia (5,37) y la Rioja (6,17) son las que ofrecen las cifras más bajas.


Castilla y León vuelve a ocupar el quinto lugar en esa tasa


Por tramos de edad, además de los nueve en menores de quince años (seis en el 2020), otros 236 (241) fueron entre los 15 y los 19 años, con 519 (520) entre los 20 y 24, y 541 (466) entre los 25 y 29 años.


En el tramo entre 30 y 34 años se registraron 531 (481) interrupciones voluntarias del embarazo, con 505 entre los 35 y 39 y 229 entre los 40 y 44 y 27 en el grupo que supera esa edad.


Un total de 2.339 fueron a petición de la mujer, con 118 por grave riesgo para la vida o salud de la embarazada, y 127 por riesgo de graves anomalías en el feto y 13 por anomalías incompatibles con la vida o enfermedad extremadamente grave o incurable.


En cuanto a las semanas de gestación, 1.710 IVE fueron con ocho o menos semanas, con 702 entre 9 y 14 y 175 entre 15 y 22, y sólo diez de 23 o más.


De los 2.597 casos, trece de las mujeres no tenían estudios, con 878 con bachillerato, 688 con secundaria y 667 con formación universitaria; en 1.414 casos eran trabajadoras por cuenta ajena, y 391 estudiantes, con 443 desempleadas; y en 849 casos no usaban método anticonceptivo.


Y 2.044 mujeres que recurrieron a la IVE eran españolas, con 181 de la UE y 14 de otros países europeos; 72 de países africanos, con 264 de americanos y 22 de asiáticos.


860 vivían en pareja con hijos, y 432 en pareja sin hijos, con 199 solas, y 1.505 vivían en municipios de más de 50.000 habitantes, con 1.892 que no habían tenido ningún aborto anterior, 120 dos, 40 tres, 15 cuatro y 13 más de esa cifra.EFE