Descubren una nueva «guardería» de tiburones martillo en las Islas Galápagos

Quito (EFE).- Un nuevo criadero de tiburones martillo (Sphyrna lewini) fue descubierto en las Islas Galápagos (Ecuador) y se suma a otras dos «guarderías» de ejemplares de menos de un año de esta especie en peligro crítico de extinción halladas anteriormente en el archipiélago ecuatoriano.

Así lo informó el viernes en un comunicado el Parque Nacional Galápagos (PNG), cuyos investigadores, junto a los del Ministerio de Ambiente, Agua y Transición Ecológica y los de la Universidad San Francisco de Quito, realizaron un viaje de varios meses por diferentes islas del archipiélago de Galápagos.

En esa expedición indentificaron este enclave en la isla Isabela, donde los tiburones martillo habían encontrado un espacio para el desarrollo de sus crías gracias a sus condiciones, que les ofrecen refugio y protección.

Tiburones martillo, insignia de Galápagos

Eduardo Espinoza, guardaparque del Parque Nacional Galápagos, señaló que “es muy importante el hallazgo de estas nuevas áreas de crianza, especialmente para el tiburón martillo, porque es una especie icónica para Galápagos, pero que está en peligro crítico de extinción».

«De allí, que su conservación en el archipiélago es una esperanza para el mundo y con esta información logramos incluir estas guarderías en el listado de áreas importantes para la conservación de tiburones, que es una nueva categoría de protección de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN)”, añadió.

Fotografía cedida por la Dirección del Parque Nacional Galápagos que muestra a un investigador mientras toma medidas a una cría d tiburón martillo (Sphyrna lewini) en las Islas Galápagos (Ecuador). EFE/ Parque Nacional Galápagos
Fotografía de la Dirección del Parque Nacional Galápagos que muestra a un investigador mientras toma medidas a una cría de tiburones martillo (Sphyrna lewini) en las Islas Galápagos (Ecuador). EFE/Parque Nacional Galápagos

Mensualmente, los investigadores visitan estos sitios para vigilar la abundancia de los tiburones juveniles en las zonas de crianza, tomar sus datos biológicos y determinar la posible edad de los individuos, con un riguroso protocolo para salvaguardar el bienestar de los tiburones y garantizar la seguridad de los técnicos.

Los guardaparques colocan marcas para dar seguimiento y determinar los patrones de migración que pudieran seguir estas especies y su interrelación con otras áreas.

Un laboratorio natural

Estas actividades son parte del Programa de Monitoreo de Tiburones en la Reserva Marina de Galápagos, ejecutadas por la Dirección del Parque Nacional Galápagos, que implementa un proyecto para identificar y caracterizar zonas de reproducción y crianza de tiburón martillo y tiburón punta negra (Carcharhinus limbatus).

Este proyecto se lleva a cabo con el apoyo financiero de las organizaciones Galápagos Conservancy, Save our Seas y la cooperación de la Universidad San Francisco de Quito.

Fotografía cedida por la Dirección del Parque Nacional Galápagos que muestra una cría de tiburón martillo (Sphyrna lewini) en las Islas Galápagos (Ecuador). EFE/ Parque Nacional Galápagos
Fotografía cedida por la Dirección del Parque Nacional Galápagos que muestra una cría de tiburón martillo (Sphyrna lewini) en las Islas Galápagos (Ecuador). EFE/ Parque Nacional Galápagos

Ubicadas unos 1.000 kilómetros al oeste de las costas continentales de Ecuador, las Galápagos son consideradas un laboratorio natural, el mismo que permitió al científico inglés Charles Darwin, en el siglo XIX, desarrollar su teoría sobre la selección natural de las especies.

Este archipiélago, de 13 islas grandes, 6 menores y 42 islotes, es patrimonio natural de la humanidad, según la Unesco, y se considera como una de las reservas insulares mejor conservadas del planeta.