La presidenta de Perú, Dina Boluarte. EFE/Miguel Rodríguez

El centro histórico de Lima será declarado en emergencia por inseguridad, anuncia Boluarte

Lima (EFE).- La presidenta de Perú, Dina Boluarte, anunció que extenderá el estado de emergencia para combatir la criminalidad en el Cercado de Lima, el centro histórico donde se encuentra el Palacio de Gobierno, así como la sede del Congreso y de la Corte Suprema de Justicia, entre otras entidades públicas.

El anuncio de la jefa de Estado se conoce escasas semanas después de haber declarado el estado de emergencia en los populosos distritos de San Juan de Lurigancho y San Martín de Porres en Lima, así como en varios distritos de la ciudad norteña de Sullana, para desarticular a las mafias del crimen organizado en esas zonas.

“Extenderemos el estado de emergencia para el orden interno en el Cercado de Lima, en apoyo a los vecinos y emprendedores que han invertido en pequeños negocios y para dar seguridad a los miles de turistas que visitan nuestro centro histórico”, declaró Boluarte, después de participar en una sesión del Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana en la ciudad de Trujillo.

La mandataria le dijo al alcalde de Lima, Rafael López Aliaga, que cuente siempre con el apoyo del Gobierno, de la Policía Nacional y de las Fuerzas Armadas, que actúan en el control interno durante la declaratoria de emergencia.

“Los servicios de inteligencia de la Policía están evaluando e informando permanente sus investigaciones en sus jurisdicciones y actuaremos en consecuencia”, expresó Boluarte a los alcaldes reunidos en el encuentro.

Declaración de emergencia

En su discurso de clausura, la presidenta expuso los avances alcanzados en seguridad ciudadana, transcurridas dos semanas de la declaración de emergencia en los dos distritos de Lima y siete de Sullana.

“El porcentaje de resultados que tenemos es que ha disminuido la incidencia delictiva en 28 % en San Juan de Lurigancho, 18 % en San Martín de Porres, y 12 % en Sullana”, indicó.

Sin embargo, otros distritos de la capital peruana han comenzado a tener mayor presencia de delitos graves vinculados a mafias de trata y extorsión, como lo ha mostrado la Policía Nacional en los últimos días.

Por otro lado, Boluarte también anunció en Trujillo que se modernizará el Centro de Comando, Control, Cómputo y Comunicaciones de la Policía Nacional para mejorar su desplazamiento con mecanismos de alerta, además de instalar 10.000 cámaras de vigilancia en Lima con una inversión de 15 millones de soles (3,9 millones de dólares ó 3,7 millones de euros).