Yolanda Díaz anuncia en Bilbao que el Gobierno trabaja en la reforma de los delitos laborales

Bilbao (EFE).- El Gobierno y la Fiscalía trabajan en la reforma de los delitos laborales contra los derechos de los trabajadores recogidos en el Código Penal.

Así lo ha anunciado en Bilbao la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, quien ha señalado que la realidad del mundo laboral hoy «no tiene que ver» con la existente cuando fueron formulados esos delitos.

Ha defendido este reforma en el marco de la Cumbre sobre Trabajos Saludables que acoge la ciudad promovida por la agencia europea en la materia.


La sesión inaugural del evento también ha contado con la participación del comisario de Empleo y Derechos Sociales, Nicolas Schmit, y la consejera vasca de Trabajo, Idoia Mendia.


La ministra ha abogado por la mejora de la redacción de los artículos 311 a 318 del Código Penal, que regulan los delitos contra los derechos de los trabajadores.


Según ha indicado, hay «indeterminación» en algunos de los tipos penales contemplados.

Asimismo, existen «enormes dificultades» para culminar «una adecuada investigación» y finalizar adecuadamente un proceso penal.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; (d) escucha al comisario de Empleo y Derechos Sociales, Nicolas Schmit; (i) en la Cumbre sobre lugares de Trabajo saludables, organizada por la Comisión Europea. EFE/Luis Tejido


La ministra también ha instado a los agentes sociales a que, «de una vez por todas», sean capaces de «culminar» una estrategia en materia de salud y prevención en el trabajo, en el marco del diálogo social.


Según ha sostenido, «un solo fallecimiento ya es suficiente» para hacer pensar que «el sistema está fallando» y colocar «todas las herramientas» para combatir la siniestralidad laboral.

El número de fallecidos en accidente laboral se eleva en España a 613 este año, según sus datos.

La seguridad, primer derecho de los trabajadores

Por su parte, Nicolas Schmit ha defendido la inversión en seguridad laboral por parte de las empresas.

«El primer derecho de todo trabajador es que su salud y seguridad se vean garantizadas», ha afirmado.


Ha señalado, asimismo, que la pandemia de covid-19 «nos ha mostrado lo importante que es la salud en nuestra sociedad e invertir en buenos sistemas sanitarios».


También la vicelehendakari, Idoia Mendia, ha defendido que las empresas inviertan en salarios, formación y salud como garantía de competitividad.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; (d) el comisario de Empleo y Derechos Sociales, Nicolas Schmit; (i) y la consejera vasca de Trabajo, Idoia Mendia, en la rueda de prensa de la Cumbre sobre Lugares de Trabajo Saludables, organizada por la Comisión Europea. EFE/Luis Tejido

Según ha sostenido, «prevenir y proteger la salud es una obligación de las empresas».

En su intervención, ha afirmado que «en Euskadi y el resto de España, alineados con Europa, hemos sabido proteger y hacer crecer el empleo en la crisis pandémica y ante las consecuencias de la guerra en Ucrania».

Ahora, ha añadido, «en la profunda revolución que vivimos, nuestro reto es ganar en la calidad de ese empleo».

Díaz aboga por mejorar los salarios


Por otra parte, Yolanda Díaz ha considerado que es «clave» que «ante el golpe tan fuerte de la inflación, las rentas salariales se vean sustancialmente mejoradas».


Díaz ha señalado también que el Gobierno tomará una decisión en relación al Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en función de los factores a tener en cuenta que recoge la «vieja» legislación del Estatuto de los Trabajadores, entre ellos, la inflación.


Ha lamentado el bloqueo que sufre la negociación salarial en España y ha pedido a los agentes sociales que vuelvan a la mesa para renovar el Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC).

Los convenios firmados este año «están alejadísimos de los que a estas mismas fechas se habían registrado en España el año pasado», por lo que «hay un bloqueo en la negociación que impide subir los salarios en nuestro país».


La ministra ha recordado las mesas de diálogo social abiertas y ha afirmado que ella no se levanta «jamás» de una negociación.

«No doy por perdido jamás nada», ha añadido.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; (2d) el comisario de Empleo y Derechos Sociales, Nicolas Schmit; (i) la consejera vasca de Trabajo, Idoia Mendia; (2i) y el director general de salud europea William Cockburn (d), en la Cumbre sobre Lugares de Trabajo Saludables.EFE/Luis Tejido

Ha afirmado que sigue «con muchísima atención» el «congreso que llevará adelante» la CEOE y ha deseado «enorme suerte» a su actual presidente, Antonio Garamendi, en las elecciones que celebra la patronal el 23 de noviembre.


Según ha argumentado, los congresos de sindicatos y patronal a veces con más importantes que los políticos porque en ellos «se toman decisiones clave».

El Gobierno «mejora» la legislación sobre la sedición


En relación a la anunciada reforma del delito de sedición, Díaz ha dicho que «el Gobierno de España está haciendo lo que tiene que hacer», que «es mejorar la legislación penal en nuestro país».

Ha considerado que la legislación citada «ya debería haber sido reformada hace tiempo».

La vicepresidenta ha defendido que España «necesita modificar y modernizar muchos de sus tipos punitivos porque vienen dando respuesta a hechos delictivos con lecturas del siglo XX, pasadas».


A su juicio, «es el caso de la sedición, que no tenía parangón en las armonizaciones de las legislaciones comparadas europeas».


Ante ello, ha afirmado que «lo que hace el Gobierno de España resitúa el delito de sedición de conformidad con las legislaciones europeas».

Satisfacción por la manifestación en defensa de la sanidad

Finalmente, Díaz ha expresado su «absoluta satisfacción» porque la ciudadanía, «en un ejemplo de absoluta democracia», salió a las calles de Madrid a pedir que se mejore la sanidad pública y ha tachado de «fallidas» las propuestas del PP.

«La ciudadanía en su conjunto ha salido a defender un sistema público sanitario, que ha de ser sustancialmente mejorado», ha valorado.


La vicepresidenta ha considerado que las propuestas del PP y de su presidente, Alberto Núñez Feijóo, «son propuestas fallidas para los ingresos públicos y son fallidas para algo tan importante como es la sanidad».


Según ha afirmado, el estado de la sanidad pública es «una de las mayores preocupaciones ciudadanas» y la propuesta del PP es «privatizar» este servicio público.