Carreño destaca que el Gijón Open ofrece «muchísimos alicientes»

Gijón, 10 oct (EFE).- El medallista olímpico Pablo Carrero, cabeza de serie número dos del Gijón Open ATP 250, ha asegurado hoy que este torneo ofrece «muchísimos alicientes» por el nivel de participantes, y ha confesado que para él es un sueño jugar en su casa, algo que «nunca habría podido imaginar» porque jamás pensó que Gijón podría aspirar a albergar esta competición.

El tenista Pablo Carreño en rueda de prensa con motivo de su participación en el Torneo ATP de Gijón.EFE/ Eloy Alonso

Así lo ha manifestado en la rueda de prensa ofrecida en la jornada en la que empieza a disputarse el cuadro final del Gijón Open, que concluirá el domingo 18, con Carreño exento en la primera ronda, entrando en competición en la segunda en la que ha quedado emparejado con el ganador del enfrentamiento en el francés Benjamin Bonzi y el brasileño Thiago Monteiro.

El asturiano, clasificado en el puesto 14 del ránking ATP, ha considerado una noticia «increíble» para el tenis español poder tener otro torneo en el país, y ha añadido que en su caso figurar entre los favoritos es «especial» .

«Sentiré un poco la presión de jugar en casa pero también sé que sentiré el ánimo de toda la gente, lo que me da un extra en una oportunidad única para mí que trataré de aprovecharla al cien por cien y sobre todo disfrutarla», ha dicho.

El ganador de la medalla de bronce en los JJOO de Tokio ha reconocido ser uno de los pocos tenistas que tiene la oportunidad de disputar un torneo ATP en su casa, ya que hasta ahora esta competición solo la albergaron Madrid, Barcelona, Mallorca y Marbella.

«Tuve la suerte de ganar en Marbella y ojalá pueda hacerlo aquí, para mí jugar en casa es un sueño, nunca lo había podido imaginar porque nunca pensé que Gijón podría optar a tener un torneo ATP», ha confesado el asturiano, que ahora va a «apostar por hacer las cosas bien y luchar por el título».

La primera vez que escuchó que su ciudad podría acoger esta competición, Carreño ha confesado que dijo: «Imposible, cómo va a haber un torneo ATP en Gijón», si bien «se ha podido» por las circunstancias generadas tras la invasión de Ucrania por Rusia, que ha motivado la supresión del torneo ATP de Moscú, y la situación pandémica en China.

Sobre el cuatro final ha indicado que no se para «mucho a pensar» en todos los rivales que le pueden tocar en esta cita a la que llega después de unas semanas que no son las que le hubieran gustado debido a una lesión y a la derrota en la primera ronda en el torneo de Sofía.

El tenista ha valorado el «trabajo espectacular» que han llevado a cabo la Federación Española y la Asturiana para organizar un Gijón Open «único no solo por el nivel sino porque hay muchísimos alicientes» como el austriaco Dominic Thiem, un ganador del Grand Slam que ha tenido «una lesión importante y viene otra vez apretando» y el escocés Andy Murray, «uno de los mejores jugadores del mundo hace unos años, que sigue luchando».

También ha destacado al ruso Andrey Rublev, cabeza de serie número uno del torneo y noveno de la clasificación ATP, además de los españoles Roberto Bautista (21 ATP), Alejandro Davidovich (28) y el joven Martín Landaluce, campeón del US Open Júnior con 16 años.