La capitana de Estados Unidos visita Finca Cortesín y alaba sus instalaciones

Sevilla, 10 ago (EFE).- Stacy Lewis, capitana del equipo de Estados Unidos de la Copa Solheim, torneo de golf femenino que entre el 18 y el 24 de septiembre de 2023 le medirá al de Europa en la Finca Cortesín, visitó el campo situado en el municipio malagueño de Casares y alabó sus instalaciones al afirmar que «son los mejores greenes de bermuda» en los que ha jugado en su vida.

«Mi primera impresión ha sido fantástica. Sales a jugar y, además de las espectaculares vistas al mar, el recorrido es muy justo con el juego y está en muy buenas condiciones. Los greenes son rápidos y en todo momento tienes que colocar la bola en la parte buena del hoyo porque puedes tener ‘putts’ muy comprometidos», señaló Lewis, en declaraciones facilitadas este miércoles por la organización del torneo.

La doble ganadora de torneos del Grand Slam quiso conocer de primera mano el lugar donde se verán sus doce jugadoras con las doce golfistas europeas, en una visita durante en la que, además de Finca Cortesín, ha estado también en Marbella y Benahavís, a donde pretende llevar a su equipo.

«He podido dar una vuelta por la playa, el paseo marítimo, increíbles restaurantes, y ahora entiendo por qué la gente viene de vacaciones aquí, y tiene aquí su segunda residencia. Es un gran destino, hemos probado la gran variedad gastronómica que tienen, y disfrutado de su cultura y hospitalidad. Ha sido impresionante», destacó la estadounidense.

La capitana, quién defendió al equipo estadounidense en las ediciones de 2011, 2013, 2015 y 2017, se enfrenta a la responsabilidad de devolver el trofeo a sus país tras las dos derrotas consecutivas sufridas en 2019 y 2021, ediciones en las que Stacy Lewis colaboró como vicecapitana de Juli Inkster, primero, y de Pat Hurst, después.

Stacy Lewis, que cuando se dispute la Copa Solheim 2023 se convertirá en la capitana estadounidense más joven de la historia del torneo, afirmó que le «encantaría poder transmitir a todas» sus jugadoras «la cultura de esta zona» y no solo quedarse «en el campo de golf».