Euskadi cierra 2022 con un paro del 8,5 %

Vitoria (EFE).- Euskadi cierra 2022 con paro del 8,5 %, frente al 10 % de 2021, tras haber registrado en el cuarto trimestre del año pasado una tasa del 8,4 %.

En los tres últimos meses de 2022 el número de personas paradas en Euskadi, es decir, que buscan empleo activamente y están disponibles para trabajar, se estimó en 88.500. Esto supone 6.100 personas más que el trimestre anterior.

Al inicio de 2022 (primer trimestre) el paro estaba en el 9,1 %. Bajó al 8,5 % en el segundo y en el verano fue del 7,9 %, la más baja desde el segundo trimestre de 2009. En el cuarto el paro subió medio punto hasta el 8,4 %.

El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, ha explicado que ese incremento del paro en el tramo final de 2022 está relacionado con una «ligera» desaceleración de la economía». Ha destacado no obstante la «robustez» del mercado de trabajo en Euskadi independientemente de la coyuntura estacional.

Con los datos de ese cuarto trimestre, el Gobierno Vasco estima que el promedio de la tasa de paro en 2022 fue del 8,5 %, un punto y medio menos que la media de 2021. Sus últimas previsiones estimaban un paro del 8,8 % al cierre de 2022 y y un 8,3 % para este 2023.

Entre finales de 2021 y de 2022 aumentaron en 17.100 las personas ocupadas en Euskadi y disminuyeron las paradas en 15.000. Así lo indica la Encuesta de Población en Relación con la Actividad (PRA) que ha publicado este viernes el Instituto Vasco de Estadística-Eustat.

Sube más el paro femenino

En el conjunto de Euskadi, la tasa de paro femenina a finales de 2022 subió un 0,8 %, hasta el 9,1 %, y la masculina un %, hasta el 7,8 %.

En Bizkaia los parados aumentaron en 5.200 con un aumento de la tasa de paro de 0,9 puntos porcentuales, hasta el 9,2 %. En Álava, con 14.300 desempleados, subió el paro en 1.100 y la tasa en 0,6 puntos, hasta el 9 %. En Gipuzkoa el número de personas desempleadas descendió en 200 y el paro se mantuvo en el 6,9 %.

En cuanto a las capitales, el paro creció en Bilbao en 3.900 personas y en Vitoria en 1.100. San Sebastián se mantuvo igual con respecto al trimestre anterior.

Baja el número de ocupados un 0,5 %

Las personas ocupadas se redujeron entre octubre y diciembre a 962.600, un 0,5 % menos (4.600 personas) que en el trimestre precedente. A pesar de este dato, en el último año en Euskadi las personas ocupadas subieron en 17.100.

Por territorios y respecto a verano, en Bizkaia disminuyó la ocupación en 3.000 personas, en Gipuzkoa en 1.000 y en Álava en 600. El mayor descenso se registró entre los hombres (-4.100), ya que entre las mujeres solo fue de 400.

En los tres últimos meses del año pasado la población ocupada en la industria vasca disminuyó en 3.400 personas (-1,7 %) y en los servicios en 3.100 (-0,4 %). Por contra en el sector primario aumentó en 200 (+2,2 %) y en 1.600 en la construcción (+2,8 %).

La tasa de ocupación -personas ocupadas de 16 a 64 años sobre el total de esas edades- bajó una décima sobre el trimestre anterior, hasta el 69,8 %. Esta tasa alcanza el 72,9 % entre los hombres y el 66,7 % para las mujeres.

Aumentan los contratos indefinidos

En cuanto a la contratación, los contratos indefinidos aumentaron respecto al trimestre anterior en 19.800. Si se compara con los datos del último trimestre de 2021 el aumento es mucho mayor, de 61.400 personas.

Además, entre octubre y diciembre de 2022 en una tercera parte de los 902.600 hogares de Euskadi no había ninguna persona activa, 3.800 más que en el trimestre precedente.

En casi seis de cada diez hogares todas las personas activas estaban ocupadas (4.900 familias menos). Los hogares cuyas personas activas estaban todas en paro eran 29.600, es decir 600 más que en el trimestre anterior.